Blog

1082 Moral y Dogma-i

LA REGLA DE DOCE PULGADAS Y EL MALLETE La Fuerza, no regulada o mal regulada, no solo se desperdicia en el vacío, como la pólvora quemada al aire libre o el vapor no confinado por la ciencia, sino que golpeando sin sentido y no encontrando sus explosiones más que el espacio abierto, provocan un retroceso perjudicial. Es destrucción y ruina. Es el volcán, el terremoto, el ciclón, no crecimiento y progreso. Es Polifemo ofuscado, dando palos de ciego y cayendo de cabeza entre las afiladas rocas por el ímpetu de su propio embate. La fuerza ciega del pueblo debe ser administrada y gobernada, al igual que la fuerza del vapor, que siendo capaz de mover las pesadas bielas de acero y de hacer girar las grandes ruedas, también puede ser usada para taladrar y estriar el cañón, así como para tejer el encaje más fino. Esa Fuerza debe ser regulada por el Intelecto. El Intelecto es para el pueblo y la Fuerza del pueblo lo que la aguja de la brújula es para el barco: su alma, siempre dirigiendo la gran masa de madera y acero y siempre señalando el norte. Para atacar las fortalezas construidas por doquier contra el ser humano por supersticiones, despotismos y prejuicios, la fuerza necesita tener un cerebro y una ley. Entonces su esfuerzo y arrojo producen resultados perdurables y es verdadero progreso, produciéndose auténticas conquistas. El Pensamiento es una fuerza, y la Filosofía debería ser una energía, encontrando su objetivo y efecto en el 7 mejoramiento del género humano. Los dos grandes motores son la Verdad y el Amor. Cuando todas estas fuerzas se combinan guiadas por el intelecto y reguladas por la regla del Derecho y la Justicia, la gran revolución preparada desde tiempo inmemorial se pone en marcha. El Poder de la misma Deidad está en equilibrio con su Sabiduría. De aquí surge la Armonía. Es debido a que la Fuerza está mal gobernada por lo que las revoluciones experimentan fracasos. Por ello sucede tan a menudo que insurrecciones que se originan en las más altas cimas morales tales como la Justicia, Sabiduría, Razón y Derecho, formadas por la más pura nieve del ideal tras una larga caída de roca a roca, habiendo reflejado el cielo en su transparencia y siendo recogidas por un centenar de afluentes en el majestuoso sendero del triunfo, repentinamente se pierden en lodazales, como un río californiano en las arenas. La marcha adelante del género humano requiere que los altos ideales brillen con nobles y perdurables lecciones de coraje. Las proezas de una historia audaz y brillante constituyen una luz que guía al hombre. Ellas son las estrellas y chispas que surgen del gran mar de electricidad que es la Fuerza inherente al pueblo. Esforzarse, afrontar todos los riesgos, perecer, perseverar, ser fiel a uno mismo, luchar cara a cara con el destino, sorprender a la derrota por el poco terror que inspira, sea para combatir un poder ilegítimo, sea para desafiar un triunfo espurio, estos son los ejemplos que las naciones necesitan y la luz que las electrifica. Hay inmensas fuerzas en las grandes cavernas del mal que se hayan en las profundidades de la sociedad. Se encuentran en la más perversa degradación, suciedad, miseria e indigencia, en los vicios y crímenes que hieden en la oscuridad de ese populacho que se encuentra debajo del pueblo en las grandes ciudades. Ahí el altruismo se desvanece y cada uno aúlla, busca y roe su propia fortuna. Este populacho tiene dos madres, ambas madrastras: la Ignorancia y la Miseria. Sus carencias y necesidades son su única guía, y tan solo reclaman satisfacción por sus apetitos animales. Pero incluso ellos pueden ser útiles. La más pobre arena que encontremos, apropiadamente horneada, fundida y purificada por el fuego puede convertirse en cristal resplandeciente. Ellos poseen la fuerza bruta del Mazo, pero sus esfuerzos ayudan a la gran causa cuando siguen las líneas trazadas por la Regla sostenida por la sabiduría y la inteligencia. Es sobre esta misma Fuerza del pueblo, este poder de gigantes, sobre el que se construye la fortaleza de los tiranos, encarnada en sus ejércitos. De ahí la posibilidad de tiranías como aquellas de las que se dijo “Roma huele peor bajo Vitelio que bajo Sila”. Bajo Claudio y bajo Domiciano hay un defecto de base debido a la fealdad de la tiranía. Lo nauseabundo de los esclavos es un resultado directo de la atroz vileza de la tiranía. Una miasma exhala de estas conciencias serviles que reflejan el maestro; las autoridades públicas no son 8 limpias, los corazones se han venido abajo, las conciencias están encogidas, las almas son enclenques. Así era bajo Caracalla, así era bajo Cómodo, así era bajo Heliogábalo, mientras que tan solo desde el Senado romano, bajo el gobierno de César, fueron capaces de percibir el olor nauseabundo del nido del águila. Es la fuerza del pueblo la que sostiene todos estos despotismos, tanto el peor como el mejor. Esa fuerza actúa por medio de los ejércitos, y estos más a menudo esclavizan que liberan. El despotismo ahí aplica la Regla. La Fuerza es el Mazo de acero que el caballero lleva con la armadura. La obediencia pasiva ante la fuerza sostiene tronos y oligarquías, reyes españoles y senadores venecianos. El Poder, en cualquier ejército blandido por la tiranía, es una enorme suma de completa debilidad; y de esta forma la Humanidad hace la guerra a la Humanidad, y a pesar de la Humanidad. Así, cuando un pueblo se somete voluntariamente al despotismo, sus obreros se someten para ser menospreciados y sus soldados para ser azotados. Por eso sucede que las batallas perdidas por una nación suponen con frecuencia un progreso añadido. Menos gloria es más libertad. Cuando el tambor calla, a veces la razón habla. Los tiranos usan la fuerza del pueblo para encadenar, sojuzgar y uncir al pueblo como reses. Entonces el espíritu de la libertad y la innovación se reduce a las bayonetas, y las ideas son acalladas por los cañonazos, mientras los monjes se mezclan con los soldados, y la Iglesia militante y jubilosa, ora católica, ora puritana, entona Te Deums por la victoria sobre la rebelión. El poder militar, cuando no está subordinado al poder civil, es de nuevo el Martillo o la Maza de la Fuerza, pero independiente de la Regla, y se constituye en una tiranía armada que nace ya adulta, como Atenas surgió de la mente de Zeus. Engendra una dinastía, y comienza como César para corromperse hasta llegar a Vitelio y Cómodo. Actualmente tiende a comenzar donde las dinastías anteriores finalizaron. El pueblo desarrolla constantemente una fuerza inmensa que desemboca en una inmensa debilidad. La fuerza del pueblo se agota al prolongar indefinidamente situaciones muertas hace ya largo tiempo, al gobernar a la humanidad manteniendo embalsamadas viejas tiranías de Fe, restaurando dogmas ruinosos, rehabilitando sepulcros ya devorados por los gusanos, blanqueando y dando lustre a antiguas supersticiones estériles, redimiendo a la sociedad a base de multiplicar sus parásitos, perpetuando instituciones obsoletas, estimulando la adoración de símbolos como medio real de salvación, y atando el cadáver muerto del pasado, boca con boca, al Presente vivo. Por ello es una fatalidad para la Humanidad ser condenada a eternas luchas con fantasmas, supersticiones, intolerancias, hipocresías y prejuicios que son formas de error y argumento de la tiranía. Los despotismos del pasado se convierten en respetables, al igual que la montaña erizada de roca volcánica, áspera y horrible, vista a través de la neblina de la distancia es azul, suave y hermosa. La vista de una mazmorra sirve más para disipar ilusiones, crear un odio sagrado al despotismo y dirigir la Fuerza en su sentido correcto que los más elocuentes 9 textos. Los franceses han conservado la Bastilla como lección perpetua. Italia no debería destruir las mazmorras de la Inquisición. La Fuerza del pueblo apuntaló el Poder que construyó esas celdas sombrías y situó a los vivos en esos sepulcros de granito. La Fuerza del pueblo no puede, por su acción irregular e incontenida, mantener y perpetuar la existencia de un gobierno libre una vez creado. Esta fuerza debe ser limitada, acotada y transmitida a través de diferentes canales, y a través de rodeos, recovecos y puntos de salida es dosificada como ley, acción y decisión del Estado, al igual que los antiguos reyes egipcios distribuyeron en diferentes canales, por subdivisión, las aguas crecientes del Nilo, y las emplearon para fertilizar y no para devastar la tierra. Ahí debe haber jus et norma, la ley y Regla o indicador de constitución y ley, dentro de la cual la fuerza pública debe actuar. Haz una grieta en cualquiera de las dos y el gran martillo de vapor, con sus mazazos rápidos y poderosos, destrozará toda la maquinaria en añicos y finalmente, desgarrándose, yacerá inerte en medio de la ruina ocasionada. La Fuerza del pueblo o la voluntad popular, puesta en acción, simbolizada por el Mazo, regulada y guiada para actuar dentro de los límites de la Ley y el Orden simbolizados por la Regla de Veinticuatro Pulgadas tiene como frutos la Libertad, la Igualdad y la Fraternidad. Libertad regulada por la ley, Igualdad de derechos ante el ojo de la ley y Hermandad con sus deberes y obligaciones así como sus beneficios. Pronto escucharéis hablar de la Piedra Bruta y la Piedra Cúbica como joyas de la logia. La Piedra Bruta se define como “una piedra tal y como sale de la cantera, en su estado basto y natural”. La Piedra Cúbica se define como “una piedra preparada por las manos de un obrero y modificada por las herramientas del Compañero”. No repetiremos la explicación de estos símbolos aportados por el Rito de York, que pueden leerse en sus manuales impresos. Esos símbolos aluden a la mejora personal del masón, pero también pueden interpretarse de la siguiente manera: la piedra bruta es el Pueblo, como una masa ruda y desorganizada. La piedra cúbica, símbolo de perfección, es el Estado, los gobernantes cuyo poder deriva del consentimiento de los gobernados, la constitución y las leyes expresando la voluntad del pueblo, el gobierno armonioso, simétrico, eficiente, con sus poderes apropiadamente distribuidos y debidamente ajustados en equilibrio. Si dibujamos un cubo en una superficie plana, tenemos visibles tres caras y nueve líneas externas, trazadas entre siete puntos. El cubo completo tiene tres caras más, haciendo seis, tres líneas más, haciendo doce, y un punto más, haciendo ocho. El número 12 incluye los números sagrados 3, 5, 7, y tres veces tres, ó 9, y es producido añadiendo el número sagrado 3 al 9. Igualmente posee dos figuras, 10 1, 2, la unidad o mónada y la dualidad, que sumadas hacen el mismo número sagrado 3. Por todo ello se le denominaba número perfecto, y el cubo se convirtió en símbolo de perfección. Producida por la Fuerza, actuando según la Regla, batida según las líneas medidas y calibradas a partir de la piedra bruta, la piedra cúbica es un símbolo apropiado de la Fuerza del pueblo, expresada como constitución y ley del Estado; y las tres caras visibles representan los tres Poderes del mismo estado: el Ejecutivo, que ejecuta las leyes, el Legislativo, que las hace, y el Judicial, que las interpreta, aplica y refuerza, entre hombre y hombre o entre el Estado y los ciudadanos. Las tres caras invisibles son la Libertad, Igualdad y Fraternidad, la triple alma del Estado, su vitalidad, espíritu y razón. * * * * * * Aunque la Masonería no pretende usurpar el lugar de la religión ni intenta imitarla, la Oración es una parte esencial de nuestras ceremonias. Es el anhelo del alma hacia la Absoluta e Infinita Inteligencia, que es la Deidad Única y Suprema, a la que nos referimos de forma pobre y confusa como Gran Arquitecto del Universo. Ciertas facultades del hombre se dirigen hacia lo desconocido, tales como el pensamiento, la meditación, o la oración. Lo desconocido es un océano cuya brújula es la conciencia. El Pensamiento, la Meditación y la Oración son los grandes y misteriosos puntos cardinales a los que señala la brújula. Se trata de un magnetismo espiritual que conecta el alma humana con la Deidad. Estas irradiaciones mayestáticas del alma atraviesan la sombra buscando la luz. Es una burla sin fundamento decir que orar es absurdo ya que no podemos, a través de ello, persuadir a Dios de que cambie sus planes. Él causa efectos preconocidos y preintencionados a través de ese instrumento que son las fuerzas de la naturaleza, todas las cuales son Sus fuerzas. Nosotros mismos somos parte de ellas. Nuestra propia determinación y voluntad son fuerzas. Nosotros no cesamos absurdamente de hacer esfuerzos para alcanzar la riqueza o la felicidad, para prolongar la vida o continuar sanos tan sólo porque no podemos cambiar con esfuerzos lo que está predestinado. Si el esfuerzo también está predestinado, no por ello es menos nuestro esfuerzo, hecho de nuestra voluntad. Igualmente, rezamos. La Voluntad es una fuerza. El Pensamiento es una fuerza. La Oración es una fuerza. ¿Por qué no debería ser la ley de Dios que la Oración, como la Fe y el Amor, debiera tener sus efectos? El hombre no puede ser entendido como un punto de partida, ni el progreso puede ser entendido como fin, sin esas dos grandes fuerzas: Fe y Amor. La Oración es sublime. Las súplicas que piden y ruegan son piadosas. Negar la eficacia de la oración es negar la de la Fe, el Amor y el Esfuerzo. Incluso los efectos producidos cuando nuestra mano, movida por nuestra voluntad, lanza una piedra hacia el océano, nunca cesan, y cada palabra pronunciada queda guardada para la eternidad sobre el aire invisible. 11 Una logia es un templo de naturaleza simbólica tanto en conjunto como en sus detalles. El propio Universo proveyó el modelo para los primeros templos elevados a la Divinidad. La misma disposición del Templo de Salomón, los ornamentos simbólicos que formaron su decoración principal, y la vestimenta del Sumo Sacerdote hacían referencia al orden del Universo tal y como era entendido en la época. El Templo contenía muchos emblemas de las estaciones: el Sol, la Luna, los planetas, las constelaciones Osa Mayor y Menor, el Zodiaco, los elementos y otras partes del mundo. El maestro de esta logia, del Universo, es Hermes, cuyo representante es Hiram, que es una de las luces de la logia. Para ulterior instrucción en el simbolismo de los cuerpos celestiales, así como de los números secretos, y del templo y sus detalles, debéis esperar pacientemente hasta avanzar en Masonería, ejercitando mientras tanto vuestro intelecto estudiándolos por vosotros mismos. Estudiar e intentar interpretar correctamente los símbolos del Universo es la tarea del sabio y del filósofo; es descifrar la escritura de Dios y penetrar en Sus pensamientos. Esto es lo que es preguntado y respondido en nuestro catecismo, en lo concerniente a la Logia. * * * * * * Una logia se define como una asamblea de Masones, debidamente congregados y teniendo presentes las Sagradas Escrituras, la Escuadra, el Compás y una Carta Patente de constitución que les autorice a trabajar. La habitación o lugar donde se reúnen, que representa una parte del Templo del Rey Salomón, también es denominada Logia, y es a lo que nos referimos ahora. La logia es sostenida por tres grandes columnas, Sabiduría, Fuerza y Belleza, representadas por el Venerable Maestro, el Primer Vigilante y el Segundo Vigilante, y se dice que son las columnas que soportan la logia “porque la Sabiduría, Fuerza y Belleza son las perfecciones de todo, y nada puede perdurar sin ellas”. “Porque” –afirma el Rito de York – “es necesario que esté la Sabiduría para concebir, la Fuerza para sostener y la Belleza para adornar toda empresa grande e importante”. “¿Acaso ignoras”, dice San Pablo, “que tú eres el templo de Dios, y que el Espíritu de Dios habita en ti? Si cualquier hombre profana el templo de Dios, él mismo será destruido, pues el templo de Dios es santo, y tu eres su templo”. La Sabiduría y el Poder de la Deidad están en equilibrio. Las leyes de la naturaleza y las leyes morales no son meros mandatos despóticos de Su Omnipotente Voluntad, pues entonces podrían ser cambiados por Él, y el orden podría convertirse en desorden, el bien y lo correcto podrían convertirse en el mal y el error, la honestidad y lealtad en vicios, y el fraude, la ingratitud y el extravío se tornarían virtudes. El poder omnipotente e infinito sería constreñido a lo material, y sus decretos y leyes no podrían ser inmutables. Las leyes de Dios no son obligatorias para nosotros porque sean promulgaciones de Su Poder o la expresión de Su Voluntad, sino porque expresan Su Infinita Sabiduría. No son correctas porque sean Sus leyes, sino que son Sus leyes porque son correctas. Del equilibrio de la infinita sabiduría y la infinita fuerza resulta la perfecta 12 armonía, tanto en el universo físico como en el moral. La Sabiduría, el Poder y la Armonía constituyen una tríada masónica. Tienen otros significados profundos, que serán a su debido tiempo desvelados. A la explicación habitual se puede añadir que la sabiduría del Arquitecto se manifiesta combinando, como solo un habilidoso arquitecto puede hacer, y como Dios ha hecho por todas partes –por ejemplo, en el árbol, el ser humano, el huevo o las celdas del panal- la fuerza con la gracia, belleza, simetría, proporción, ligereza y ornamentación. Eso también es la perfección del orador y el poeta: combinar fuerza y energía con gracia y estilo, cadencia musical, belleza de figuras, el juego de la imaginación y la fantasía. Y así, en un Estado, la fuerza industrial y bélica del pueblo, así como su fuerza titánica, deben ser combinadas con la belleza de las artes, las ciencias y el intelecto para que el Estado alcance las cimas de la excelencia y el pueblo sea realmente libre. La Armonía en esto, como en todo lo Divino, lo material y lo humano es el resultado del equilibrio, de la compensación y acción opuesta de contrarios, siendo una Sabiduría por encima de ellos la que sostiene el fiel de la balanza. Conciliar la ley moral, la responsabilidad humana, el libre albedrío con la omnipotencia de Dios, y conciliar la existencia del mal con su absoluta sabiduría, bondad y piedad, estos son los grandes enigmas de la Esfinge. Entrasteis a la logia entre dos columnas. Representan a las dos que se encontraban en la antesala del templo, a cada lado de la gran entrada oriental. Estos pilares de bronce, de cuatro dedos de grosor, tenían, según se relata en el Primer y Segundo libro de los Reyes, y también en Jeremías, dieciocho codos de alto. El hueco de cada una era de cuatro codos de diámetro. Un codo es 1,707 pies. Esto significa que el hueco de cada columna era de poco más que treinta pies y ocho pulgadas de altura, el capitel de poco más de ocho pies y seis pulgadas de altura y el diámetro del hueco de seis pies y diez pulgadas. Los capiteles estaban ornamentados con granadas de bronce cubiertas de cadenas y coronas de bronce; y parecen haber imitado la forma de las vainas de semillas de la flor de loto o de la azucena egipcia, símbolos sagrados para los hindúes y los egipcios. El pilar o columna de la derecha, o hacia el sur, se llamaba, según la traducción del hebreo a nuestra Biblia, Jakim, y la de la izquierda Boaz. Los traductores afirman que la primera palabra significa “Él establecerá” y la segunda “en su fuerza”. Estas columnas eran imitaciones llevadas a cabo por Hiram, el artesano de Tiro, de las dos columnas consagradas al Viento y al Fuego en la entrada del famoso templo de Melkarth, en la ciudad de Tiro. Es costumbre en las logias del Rito de York ver un globo celestial sobre una columna, y un globo terrestre sobre la otra, pero no está garantizado que imiten fielmente a las dos columnas originales del Templo. De momento no entraremos en el contenido simbólico de estas columnas, diciendo tan solo que los aprendices guardan sus herramientas dentro de la columna Jakim, y dando una explicación etimológica de los dos nombres. 13 La palabra Jakim, en hebreo יכין ,Probablemente se pronunciaba yakeyen, y como tiempo verbal significaba “El que fortalece”, y consecuentemente firme, estable, enhiesto. La palabra Boaz es בעז ,Baaz; עז significa fuerte, fuerza, poder, refugio, fuente de fuerza, una fortaleza. El prefijo ב significa “con “ o “en”, y da a la palabra el sentido del gerundio latino, roborando – fortaleciendo. La primera palabra, Jakim, también significa “él establecerá, plantará en posición erecta”, del verbo כון ,Kūn, “él permaneció erecto”. Probablemente significada Fuerza o Energía Activa y vivificadora; y Boaz, Estabilidad, Permanencia, en el sentido pasivo. Las dimensiones de la logia, según dicen nuestros hermanos del Rito de York, “son ilimitadas, y su techo no menor que el dosel del Cielo”. A este dosel – afirman- la mente del masón está continuamente dirigida, y a él aspira llegar finalmente con la ayuda de la escalera teológica que Jacob vio en su visión y que ascendía de la tierra al cielo, cuyas tres vueltas principales se denominaban Fe, Esperanza y Caridad, y que nos insta a tener Fe en Dios, Esperanza en la Inmortalidad y Caridad con toda la Humanidad. Igualmente una escalera, a veces con nueve vueltas, es vista sobre el carro, descansando su base en la Tierra y hallándose su final en las nubes, con las estrellas brillando sobre ella, y esto se considera que representa la escalera mística que Jacob vio en su sueño, levantada sobre la Tierra y con la parte más alta alcanzando el cielo, con los ángeles de Dios ascendiendo y descendiendo por ella. El añadido de las tres vueltas principales para el simbolismo es totalmente contemporáneo e innecesario. Los antiguos contaban siete planetas, a saber: la Luna, Mercurio, Venus, el Sol, Marte, Júpiter y Saturno. Había siete cielos y siete esferas correspondientes a estos planetas. En todos los monumentos mitraicos hay siete altares o piras consagrados a los siete planetas, como eran siete los brazos del candelabro dorado en el Templo. Que estos brazos representan a los planetas queda corroborado por Clemente de Alejandría, en su Stromata, así como por Filón de Alejandría. Para volver a la fuente de lo Infinito, el alma humana – sostenían los antiguos- tenía que ascender, como había descendido, a través de las siete esferas. La Escalera por la que se vuelve a ascender tiene, según Marsilio Ficino en su comentario de la Enéada de Plotino, siete grados o escalones; y en los misterios mitraicos llevados a cabo en Roma bajo los césares, la escalera, con sus siete vueltas, era un símbolo que hacía referencia a este ascenso a través de las esferas de los siete planetas. Jacob vio los Espíritus de Dios ascendiendo y descendiendo por ella y sobre la misma Deidad. Los misterios mitraicos se celebraban en cuevas donde las puertas se situaban en los cuatro puntos del zodíaco de los equinoccios y solsticios, y también eran representadas las siete esferas planetarias que las almas necesitaban atravesar al descender desde el cielo de las estrellas fijas a los elementos que envuelven la tierra; y se marcaban siete puertas, una por cada planeta, a través de las cuales pasaban al descender en su retorno. Sabemos esto por Celso, que afirma 14 que las imágenes simbólicas de este paso entre las estrellas, usado en los misterios mitraicos, conformaban una escalera que se alzaba desde la Tierra al Cielo, dividido en siete pasos o estadios, para cada uno de los cuales había una puerta, y en la cima una octava, la de las estrellas fijas. El símbolo era el mismo que el de las siete etapas de Borsippa, o la pirámide de ladrillo vítreo, cerca de Babilonia, hecha en base a siete pisos, cada uno de distinto color. En las ceremonias mitraicas, el candidato atravesaba siete fases de iniciación, soportando pruebas temibles simbolizadas por la escalera de siete vueltas o peldaños. Percibimos la logia, sus detalles y ornamentos, a través de sus Luces. Ya habéis escuchado en el rito de York cuáles son estas luces. La Santa Biblia, la Escuadra y el Compás no son solo las Grandes Luces de la Masonería, sino que son también denominados los Muebles de la logia y, como habéis visto, no hay logia si no están ellos presentes. Esto se ha empleado a veces como pretexto para excluir a los judíos de nuestras logias, pues no consideran el Nuevo Testamento como libro sagrado. La Biblia es un elemento indispensable en una logia cristiana tan solo porque es el libro sagrado de la religión cristiana. El Pentateuco hebreo en una logia hebrea y el Corán en una logia mahometana deben estar en el altar, y un ejemplar de ellos, así como la Escuadra y el Compás, debidamente entendidos, son las Grandes Luces que deben guiar el camino y el trabajo del masón. El juramento del candidato debe ser tomado siempre sobre el libro sagrado de su religión, que estará revestida para él de solemnidad y compromiso. Y por eso habéis sido preguntados acerca de qué religión practicabais. Y ahí se detiene nuestro interés por conocer vuestro credo religioso. La Escuadra es un ángulo recto formado por dos líneas rectas. Se adapta únicamente a una superficie plana y pertenece al campo de la geometría, la medida de la tierra, y de la trigonometría, que trata con planos y con la tierra, que los antiguos concebían plana. El compás describe círculos, y tiene que ver con la trigonometría esférica, la ciencia de las esferas y los cielos. La primera es emblema de lo que concierne a lo físico y terrenal, el segundo de lo que atañe a lo celestial y espiritual. Aún así el Compás se emplea también en trigonometría plana, como por ejemplo para erigir perpendiculares; y por lo tanto se os recuerda que aunque en este grado las dos puntas del Compás se hallan bajo la Escuadra y que ahora estáis tratando únicamente con el significado político y moral de los símbolos, ello no obsta para tener en cuenta que lo divino se confunde con lo humano, y hay algo de espiritual en las tareas más comunes de la vida. Las naciones no son únicamente un cuerpo político, sino también un alma política, y ¡ay de aquel pueblo que, buscando únicamente lo material, olvide que también tiene un alma! Entonces tenemos una raza petrificada en el dogma de que no existe el alma y acepta la existencia únicamente de la memoria y el instinto, perdiéndose su moral por el afán de lucro. Tal naturaleza no puede guiar nunca la civilización. Arrodillarse ante el ídolo o el dólar atrofia el 15 músculo que camina y la voluntad que mueve. Entregarse a la indiferencia o al el espíritu mercantilista merma el esplendor del pueblo, disminuyendo sus expectativas a base de disminuir su propio nivel, y lo despoja de la comprensión del fin universal, humana al mismo tiempo que divina, que convierte a una nación en misionera. Un pueblo libre, que olvide que tiene un alma propia por cuidar, dedica todas sus energías al avance material. Si hace la guerra, es para preservar sus intereses comerciales. Los ciudadanos siguen el ejemplo del estado y contemplan la riqueza, la pompa y el lujo como los grandes dones de la vida. Una nación así crea riqueza rápidamente, pero la distribuye mal. Se provocan de esta forma los dos extremos, la monstruosa riqueza y la monstruosa miseria, todo el disfrute en manos de unos pocos y todas las privaciones para el resto, o lo que es lo mismo, para el pueblo. Privilegios, prebendas, monopolios y feudalismo erigidos sobre el mismo Trabajo: una situación peligrosa y engañosa que, haciendo del Trabajo un cíclope ciego y encadenado en la mina, en la forja, en el taller, en el telar, en el campo, sobre humos venenosos en celdas infectas y fábricas insalubres, asienta el poder público sobre la miseria privada, y erige la grandeza del Estado sobre el sufrimiento del individuo. Es una grandeza mal concebida en la que se combinan elementos materiales dejando al margen los elementos morales. Aunque el pueblo, como una estrella, ejerza el derecho a eclipsarse, la luz debe volver a él. El eclipse no debe desvirtuarse y convertirse en noche perpetua. Las tres Luces Menores o Sublimes, habéis escuchado, son el Sol, la Luna y el Venerable Maestro del la logia, y ya habéis escuchado lo que nuestros hermanos del Rito de York dicen al respecto y por qué sostienen que son las Luces de la logia. Pero el Sol y la Luna en modo alguno iluminan la logia, a no ser que sea simbólicamente, en cuyo caso las luces no son el Sol y la Luna sino aquello que representan. Y el Rito de York no dice qué es lo que representan. Tampoco la Luna en ningún sentido gobierna la noche con regularidad. El Sol es el antiguo símbolo de la Deidad como poder creador y dador de vida. Para los antiguos la luz era la causa de la vida, y Dios era la fuente de la que manaba toda luz. La esencia de la Luz, el Fuego Invisible, desarrollado como llama, se manifestaba como luz y esplendor. El Sol era su manifestación e imagen visible; y en Saba, adorando la Luz – Dios, parecía que adoraban al Sol, porque en él veían la manifestación de la Deidad. La Luna era el símbolo de la capacidad pasiva de la naturaleza para producir, lo femenino, cuyo poder y energía dadores de vida eran lo masculino. Era el símbolo de Isis, Astarté y Artemisa o Diana. El Dador de Vida era la Deidad Suprema, que se elevaba sobre ambos y se manifestaba a través de ambos. Zeus, el hijo de Saturno, se convirtió en Rey de los Dioses. Horus, hijo 16 de Isis y Osiris, se convirtió en Dador de Vida. Dionisio y Baco, como Mitra, se convirtieron en origen de la Luz, la Vida y la Verdad. * * * * * * Los Dadores de la Luz y la Vida, el Sol y la Luna, están simbolizados en cada logia por el Venerable Maestro y los Vigilantes, y por ello es la misión del Venerable Maestro dispensar luz a los hermanos por él mismo o a través de los Vigilantes, que son sus ministros. “El Sol” – dice Isaías a Jerusalén – “nunca más se pondrá, ni tampoco se retirará la Luna, pues el Señor será tu luz eterna, y los días de tu lamento terminarán. En tu pueblo todos serán justos, y ellos heredarán la tierra para siempre”. Así es un pueblo libre. Nuestros ancestros del norte adoraban esta deidad trina: Odín, el Padre todopoderoso; Frea, su esposa, símbolo de lo terrenal, y Thor, su hijo, el mediador. Pero sobre todos ellos estaba el Dios Supremo, “el creador de todo lo que existe, el Eterno, el Antiguo, el Ser Vivo y Tremendo para el cual no existe lo oculto, el Ser que nunca cambia”. En el Templo de Eleusis (un santuario que representaba el Universo y estaba iluminado únicamente por una ventana en el techo), estaban representadas las imágenes del Sol, la Luna y Mercurio. “El Sol y la Luna” – afirma el perspicaz hermano Delaunay – “representan los dos grandes principios de todas las generaciones, lo activo y lo pasivo, lo masculino y lo femenino. El Sol representa la verdadera luz. Él esparce sobre la Luna sus rayos fecundadores. Ambos arrojan su luz sobre su vástago, la Estrella Flamígera, u Horus, y los tres forman el gran Triángulo Equilátero, en cuyo centro se haya la omnipotente letra de la Cábala a través de la cual se ha llevado a cabo la Creación. Los Ornamentos de una logia son el Pavimento Mosaico, la Orla Dentada y la Estrella Flamígera. El Pavimento Mosaico, ajedrezado o con otros motivos, representa el suelo del Templo del Rey Salomón. La Orla Dentada representa “el hermoso borde dentado que lo rodeaba”. La Estrella Flamígera en el centro es “un emblema de la Divina Providencia, y rememora la estrella que guió a los Magos del Oriente al lugar de la Natividad de nuestro Salvador”. Sin embargo, “no se veía piedra” dentro del Templo. Los muros fueron cubiertos de madera de cedro, y el suelo de madera de abeto. No hay evidencia de que hubiese tal pavimento mosaico en el suelo del Templo ni tampoco tal borde dentado. En Inglaterra, antiguamente, el Tablero de Trazo estaba rodeado de un borde dentado, y es únicamente en América donde tal orla dentada se coloca alrededor del pavimento mosaico. Las teselas, desde luego, son los cuadrados del pavimento mosaico. En Inglaterra la Orla Dentada también se llama Orla Teselada, pues tiene cuatro teselas que representan la Templanza, la Fuerza, la Prudencia y la Justicia. Fue denominado Teselado Dentado, pero es un mal uso del lenguaje, pues se trata de un pavimento teselado con un borde dentado a su alrededor. 17 El pavimento, alternativamente blanco y negro, simboliza, se pretenda o no, los principios del Bien y el Mal acordes a los credos egipcio y persa. Es la guerra de Miguel y Satán, de Dioses y Titanes, entre la Luz y la Sombra, que es la oscuridad. Es la guerra entre el Día y la Noche, la libertad y el despotismo, la libertad religiosa y los dogmas arbitrarios de una Iglesia que solo piensa en sus adeptos y cuyo pontífice clama por su infalibilidad, convirtiendo la doctrina de sus concilios en un nuevo evangelio. Los bordes de este pavimento, si está constituido por figuras geométricas que no sean cuadrados, necesariamente estarán dentados como una sierra, y será necesario un borde para ultimar esta figura. Se remata con teselas y motivos decorativos en las esquinas. Si se adjudica a estos últimos algún contenido simbólico será caprichoso y arbitrario. Ver en la Estrella Flamígera de cinco puntas una alusión a la Divina Providencia es también caprichoso, y relacionarla con la estrella que guió a los Magos es darle un contenido relativamente moderno. Originalmente representaba a Sirius, o la Estrella Perro, precursora de la inundación del Nilo, así como del dios Anubis, compañero de Isis en su búsqueda del cuerpo de Osiris, hermano y esposo de ambos. Entonces se convirtió en la representación de Horus, hijo de Osiris – asimismo representado por el Sol, siendo responsable de las estaciones y dios del Tiempo- y de Isis, que encarnaba la naturaleza universal, la materia primitiva, la inagotable fuente de vida, chispa de fuego no creada y semilla universal de todos los seres. Era también Hermes, el maestro de sabiduría, cuyo nombre en griego es el del dios Mercurio. Se convirtió en sagrado y potente signo de los Magos, la Pentalfa, y es el emblema de la Libertad, brillando radiante entre la confusión del bien y el mal en las revoluciones, y prometiendo cielos serenos y fértiles temporadas a las naciones una vez que las tormentas del cambio y los tumultos hayan pasado. En el Oriente de la logia, sobre el Venerable Maestro, inscrita en un triángulo, está la letra hebrea Yod ( י o ). En las logias inglesas y americanas es sustituida por la letra G, con tan poca razón como si las logias francesas empleasen la letra D – inicial de Dieu – en lugar de la propia letra Yod. Yod es, en la Cábala, el símbolo de la Unidad, de la Deidad Suprema, la primera letra del Santo Nombre, y también es símbolo de las grandes tríadas cabalísticas. Para comprender sus significados místicos se deben abrir las páginas del Zohar y el Siphra de Zeniutha, así como otros libros cabalísticos, y meditar profundamente en su significado. Baste decir que es la energía creativa de la Deidad, representada por un punto, y que ese punto está en el centro del Círculo de la inmensidad. En este grado es para nosotros el símbolo de la Deidad no manifestada, lo Absoluto, quien no tiene nombre. Nuestros hermanos franceses colocan esta letra Yod en el centro de la Estrella Flamígera, y en las viejas lecturas nuestros antiguos hermanos ingleses decían: “la Estrella Flamígera o Gloria en el centro nos orienta hacia esa gran luminaria, el Sol, que ilumina la Tierra y dispensa bendiciones a la humanidad”. 18 También lo consideraban en sus lecturas como un emblema de prudencia. La palabra prudencia significa, en su sentido original y más completo, pre-visión, y consecuentemente la Estrella Flamígera ha sido percibida como emblema de Omnisciencia, el Ojo que todo lo ve, que para los egipcios era emblema de Osiris, el Creador. Con la letra Yod en el centro, tiene el significado cabalístico de la Divina Energía, manifestada como Luz creadora del Universo. Las Joyas de la logia son seis en número. Tres de ellas se denominan móviles y las otras tres inmóviles. La Escuadra, el Nivel y la Plomada eran llamadas antiguamente y con propiedad Joyas Móviles, porque pasaban de un hermano a otro. Es una innovación denominarlas también inmóviles por tener que estar siempre presentes en la logia. Las joyas inmóviles son la Piedra Bruta, la Piedra Cúbica –o en algunos rituales el Doble Cubo-, y el Tablero de Trazo o Tablero de Caballete. Sobre estas joyas nuestros hermanos del rito de York afirman: “la Escuadra inculca la Moralidad, el Nivel, la Igualdad, y la Plomada, la Rectitud de Conducta”. La explicación referente a las joyas inmóviles puede leerse en sus manuales. * * * * * * Nuestros hermanos del Rito de York sostienen que “en toda logia bien gobernada hay representado un punto dentro de un círculo. El punto representa al hermano individual; el círculo, la línea limitadora de su conducta, que nunca estará dispuesto a traspasar permitiendo que sus prejuicios o pasiones le traicionen”. Esto no es interpretar los símbolos de la Masonería. Algunos opinan, acercándose a la interpretación, que el punto dentro del círculo representa a Dios en el centro del Universo. Es un signo egipcio habitual para el Sol y Osiris, y aún hoy en día se emplea como signo astronómico de la gran luminaria. En la Cábala el punto es Yod, la energía creativa de Dios, irradiando con luz el espacio circular que Dios, la Luz Universal, dejó vacío para crear los mundos al retirar su substancia de Luz de todas partes excepto de un punto. Nuestros hermanos añaden que “el círculo está flanqueado por dos líneas perpendiculares y paralelas que representan a San Juan Bautista y San Juan Evangelista, y por encima se encuentran las Sagradas Escrituras. “Yendo alrededor de este círculo”, dicen, “necesariamente tocamos estas dos líneas así como las Sagradas Escrituras, y mientras un masón se mantiene circunscrito dentro de sus preceptos es materialmente imposible que yerre. Sería una pérdida de tiempo abundar en esto. Algunos escritores han imaginado que las líneas paralelas representan los trópicos de Cáncer y Capricornio, que el Sol roza en los solsticios de verano e invierno. Pero los trópicos no son líneas perpendiculares, y la idea es meramente caprichosa. Si las líneas paralelas pertenecían ya al antiguo símbolo tendrían algún sentido más recóndito y fructífero. Probablemente tenían el mismo significado que las dos columnas Jakim y Boaz, significado que no es para aprendices y, en cualquier caso, puede encontrarse en la Cábala. La Justicia y la Piedad de Dios 19 se encuentran en equilibrio, y el resultado es la Armonía, pues una Sabiduría perfecta y única impera sobre ambas. Las Sagradas Escrituras son un añadido totalmente moderno al símbolo, como las esferas terrestre y celestial a las columnas del pórtico. De esta forma el antiguo símbolo ha sido desnaturalizado con añadidos innecesarios, como el de Isis llorando sobre la columna partida que contiene los restos de Osiris en Biblos. * * * * * * La Masonería tiene su decálogo, que es ley para sus iniciados. Estos son sus Diez Mandamientos: I. Dios es la Sabiduría eterna, omnipotente, inmutable, así como la Inteligencia suprema y Amor inagotable. Le adorarás, reverenciarás y amarás. Le honrarás practicando las virtudes. II. Tu religión será hacer el bien por amor al bien, no solo porque es un deber. Si te convirtieses en amigo de un hombre sabio, obedecerás sus preceptos. Tu alma es inmortal. No harás nada para degradarla. III. Siempre harás la guerra a los vicios. No harás a los demás lo que no quieras que te hagan a ti. Aceptarás tu suerte con humildad y mantendrás viva la luz de la sabiduría. IV. Honrarás a tus padres. Respetarás a los ancianos, enseñarás a los jóvenes. Protegerás y defenderás a los niños y la inocencia. V. Amarás a tu esposa y a tus hijos. Amarás a tu patria y obedecerás sus leyes. VI. Tu amigo será para ti un segundo ser. La desgracia no le alejará de ti, y harás por su memoria lo mismo que harías por él si viviese. VII. Evitarás y huirás de los falsos amigos. Evitarás cualquier exceso. Temerás causar una mancha en tu memoria. VIII. No permitirás a las pasiones adueñarse de ti. Harás de las pasiones de otros sabias lecciones para ti mismo. Serás indulgente con el error. IX. Oirás mucho y hablarás poco. Actuarás correctamente. Olvidarás las ofensas. Transformarás el mal en bien. No abusarás de tu fuerza o de tu superioridad. X. Estudiarás para conocer a los hombres, pues de este modo puedes aprender a conocerte a ti mismo. Buscarás la virtud, serás justo y evitarás la holgazanería. 20 Pero el gran mandamiento de la Masonería es este: “Un nuevo mandamiento os doy: que os améis los unos a los otros. El que está en la luz, pero odia a su hermano, permanece todavía en la oscuridad”. Estos son los deberes morales del masón. Pero también es el deber de la Masonería ayudar a elevar la moral y nivel intelectual de la sociedad, acuñando conocimiento, poniendo ideas en circulación y provocando que las mentes jóvenes maduren; y situar gradualmente, a través de la enseñanza de axiomas y la promulgación de leyes positivas, a la raza humana en armonía con su destino. Para esta misión y trabajo se inicia el Aprendiz. Quizá imagine que no puede llevar nada a cabo y por lo tanto, desesperanzado, podría permanecer inerte. Esto sucede no solo en esta situación sino también en el día a día. Muchos grandes hechos se hacen en las pequeñas batallas de la vida. Hay una valentía verdadera pero oculta que lucha en la oscuridad contra la fatal invasión de necesidad y vileza. Hay triunfos nobles y misteriosos que ningún ojo ve, que no encuentran recompensa ni renombre, que ninguna fanfarria de trompetas saluda. La vida, la desgracia, la soledad, el abandono y la pobreza son campos de batalla que tienen sus héroes, héroes oscuros, pero a veces más grandes que aquellos que se convierten en ilustres. Los masones deberían luchar de la misma manera, y con el mismo valor, contra esas invasiones de miseria y maldad que acontecen a las naciones igual que a los hombres. Debería hacerles frente incluso en la oscuridad, y protestar contra los errores e insensateces de la nación, contra la usurpación y las primeras incursiones de esa hidra que es la tiranía. No hay elocuencia que supere a la verdad en la indignación. Es más difícil para un pueblo mantener la libertad que ganarla. La defensa de la verdad es siempre necesaria, y el derecho debe protestar contra el hecho. En efecto, hay Eternidad en el Derecho, y el masón debe ser el sacerdote y soldado de ese Derecho. Aunque se asalten las libertades de su país él no debe perder la esperanza. La protesta del Derecho contra el hecho persiste siempre, y el asalto a un pueblo nunca prescribe. La reclamación de sus derechos no expira por mucho que pase el tiempo. Varsovia no puede ser tártara más tiempo que Venecia ser alemana. Un pueblo puede sufrir una usurpación militar, y los estados sojuzgados se arrodillan y soportan el yugo mientras no tienen otra opción, pero cuando las circunstancias lo permiten, y si el pueblo está listo para ser libre, la nación hundida emerge y aparece en la superficie, y la historia juzga a la tiranía por el asesinato de sus víctimas. Suceda lo que suceda, debemos tener fe en la justicia y sabiduría de Dios que reina por encima de todas las cosas, y debemos tener fe en el futuro y amorosa amabilidad ante aquellos que se hallan en el error. Dios muestra a los hombres su voluntad a través de los acontecimientos. Se trata de un lenguaje oscuro, escrito en un idioma misterioso. Los hombres lo traducen de forma inmediata y precipitada, incorrecta, llena de errores, omisiones y malas interpretaciones. ¡Parece tan corto un camino a lo largo del arco del gran círculo! 21 Pocas mentes comprenden la lengua divina. Los más sagaces, lo más serenos, los más profundos descifran lentamente los jeroglíficos, y quizá cuando lo han logrado hace ya tiempo que no era necesario, pudiendo encontrar ya numerosas traducciones en el dominio público, siendo la más incorrecta, por supuesto, la que cuenta con más aceptación popular. De cada traducción nace un partido y de cada mala lectura, una facción. Cada partido cree o pretende que el suyo es el único texto, y cada facción cree o pretende que su lectura es la única en posesión de la luz. Más aún, los fanáticos son hombres ciegos que apuntan directamente –los errores son excelentes proyectiles- y aciertan con la habilidad y la violencia que provocan los falsos razonamientos donde quiera que, en aquellos que defienden el derecho, la carencia de lógica, como un defecto en la armadura, les haga vulnerables. Por lo tanto a menudo estaremos en un brete al combatir el error ante el pueblo. Anteo resistió a Hércules mucho tiempo, y las cabezas de la Hidra crecían tan rápido como eran cortadas. Es absurdo decir que el error, herido, se retuerce de dolor y muere en medio de sus adoradores. La verdad se conquista lentamente, y hay una asombrosa vitalidad en el Error. La Verdad, desde luego, discurre sobre las cabezas de las masas, y si un error cae al suelo por un instante, se levanta enseguida tan vigoroso como siempre. No morirá mientras los cerebros estén ausentes y los errores más estúpidos e irracionales sean los de más larga vida. Aun así, la Masonería, que es moralidad y filosofía, no debe cesar en su labor. No sabemos cuando el éxito recompensará nuestros esfuerzos (generalmente en el momento más inesperado) o qué efecto podemos esperar de nuestro afán. Exitosa o no, la Masonería no debe doblegarse ante el error o sucumbir ante el desaliento. Hubo en Roma algunos soldados cartagineses hechos prisioneros pero que se negaron a inclinarse ante Flaminio, y contaron con la magnanimidad de Aníbal. Los masones deberían poseer la misma grandeza de espíritu. La Masonería debería ser una energía, encontrando su objetivo y efecto en la mejora de la humanidad. Sócrates debería entrar en Adán y producir Marco Aurelio, o en otras palabras, extraer del hombre de placeres el hombre de sabiduría. La Masonería no debería ser únicamente una atalaya construida sobre el misterio y sobre la que observar el mundo con el único resultado de ser una curiosidad para inquietos. Llevar la copa del pensamiento llena a los labios sedientos de los hombres, llevar a todos las verdaderas ideas de la Deidad, armonizar ciencia y conciencia es la misión de la Filosofía. La Moralidad es la fe florecida. La contemplación debería llevar a la acción, y lo abstracto convertirse en práctico; el ideal debería convertirse en aire, comida y bebida para la mente humana. La Sabiduría es una comunión sagrada, y es únicamente bajo esa condición que la Sabiduría deja de ser un amor estéril a la ciencia y se convierte en el único y supremo método por el cual se puede unir a la Humanidad y llevarla a la acción conjunta. Entonces la Filosofía se convierte en Religión. Y la Masonería, como la historia y la filosofía, tiene misiones eternas. Eternas, y al mismo tiempo sencillas: oponerse a Caifás como obispo, a Draco como juez, a Trimalción como legislador y a Tiberio como emperador. Estos son los símbolos de la tiranía que degrada y aplasta, y de la corrupción que profana e infesta. En los 22 trabajos publicados para uso de la Orden se nos dice que los tres grandes principios de la profesión masónica son Amor Fraternal, Ayuda y Verdad. Y es cierto que el afecto fraternal y la amabilidad deberían regir todas nuestras relaciones con nuestros hermanos, y una filantropía generosa y liberal guiarnos con respecto a todos los hombres. Ayudar a los afligidos es particularmente la tarea de los masones. Una labor sagrada que no puede omitirse, descuidarse o llevarse a cabo de forma fría e ineficiente. Es muy cierto que la Verdad es un atributo divino y el cimiento de cualquier virtud. Ser honesto y buscar, encontrar y aprender la Verdad son los grandes objetivos de todo buen masón. Al igual que los antiguos, la Masonería considera la Templanza, Fortaleza, Prudencia y Justicia como las cuatro virtudes cardinales, y son tan necesarias a las naciones como a los individuos. Para ser libre e independiente, el pueblo debe poseer sagacidad, cautela, previsión y una cuidadosa circunspección, valores todos que están incluidos en la palabra Prudencia. Debe ser mesurado al afirmar sus derechos, en sus órganos de gobierno y frugal en sus gastos. Debe ser osado, valiente, arrojado, paciente ante la adversidad, firme ante los desastres, poseer esperanza entre las calamidades, como Roma cuando puso en venta el solar sobre el que acampaba Aníbal. Ni Cannas ni Farsalia ni Pavía ni Agincourt ni Waterloo deben descorazonar a la nación. Permitid a su senado que ocupe sus asientos hasta que los galos les agarren de la barba. La nación debe, sobre todas las cosas, ser justa, no inclinándose hacia los poderosos ni oprimiendo a los débiles. Debe actuar según la escuadra con todas las naciones y las tribus más débiles, siempre manteniendo su fe y la honestidad de sus leyes, y actuando con honradez en todos sus acuerdos. Cuando quiera que tal república exista, será inmortal, pues la imprudencia, la injusticia, la intemperancia y el lujo en la prosperidad, así como el desánimo ante la adversidad, son las causas de la caída y ruina de las naciones.

1049 Militares y masones

Militares y masones franceses 

Conexiones peligrosas

     Entre el ejército francés y la masonería existe una vieja historia. Tan antiguos como la masonería, existen puntos de pasajes simbólicos entre las dos instituciones. Pero si era militar y masón era obvio en siglos pasados, ya no ocurre lo mismo hoy, ya que la práctica del Arte Real sigue siendo sospechosa en un cuerpo cuya alta jerarquía sigue ligada a la franja más conservadora del catolicismo. Sin embargo, los militares masones existen allí. Y los encontramos. Más discretos que en cualquier otro lugar, tienen la misión de fortalecer los lazos entre la nación y su ejército frente, principalmente, a la amenaza terrorista.

   Era el 3 de diciembre de 2016 en la sede del Gran Oriente de Francia. El templo Arthur Groussier desbordaba de gente, tamaño era el número de hermanos y hermanas interesados ​​en asistir al coloquio “La Masonería ante la amenaza del islamismo radical” en presencia del Gran Maestre del GODF, Christophe Habas. Organizado por la Logia Perspectiva Masónica cuyo venerable es teniente coronel de la reserva, este coloquio tenía como patrocinador laboral la Asociación de Defensa y República – ADER – o el fraterno del personal de la defensa, cuyo presidente es un general de 63 años, hoy reformado.

    Aunque su nombre ha sido frecuentemente mencionado y su calidad de masón ha sido divulgada, y no de manera benevolente, este militar en el alma tanto como anclado en un republicanismo matizado de conservadurismo, no se atiene a lo que su nombre es citado. Lo mismo vale para algunos cientos de miembros de la asociación Inter obediencia que él preside y cuyos miembros son reclutados principalmente entre los cuadros de nivel medio de las tres fuerzas, con excepción de la policía militar que tiene en Los Amigos de Moncey su propia y muy activa fraterno.

Discriminación rigurosa

   Este criterio, por no hablar de miedo, Jean Guisnel, periodista de Defensa a la liberación, entonces el punto, habían experimentado cuando, en 2009, se habían investigado los masones militares.(1)

  Como él nos dijo, las circunstancias que lo habían llevado a interesarse por el asunto eran, para decir lo menos, rocambolescas. “Me enteré de un expediente creado por la DPSD (2) sobre algunos oficiales masones, con fotos y fichas de datos. La cosa parecía bastante extraña, pero después de la investigación se descubrió que se trataba de la iniciativa personal de un militar cerca de la reforma. Sin embargo, eso me permitió identificar a militares cuyos nombres figuraban en el dossier y poco a poco conseguí entrar en contacto con algunos de ellos.

   A pesar de ser una iniciativa individual, el hecho de que un oficial de inteligencia decida investigar militares masones denota un estado de espíritu, una mentalidad conspirativa cuyas raíces se hunden en la fuerte influencia católica conservadora que desde el siglo XIX impregna la alta jerarquía militar francesa, contradicción con el estado de espíritu secular que permanece mayoritario dentro de la tropa y del cuerpo de oficiales intermediarios.

   “Los militares franceses no esconden mucho. Ellos pueden decir que son compañeros civiles de alguien del mismo sexo; difícilmente disimulan sus opiniones políticas, y raramente sus opciones religiosas. Sin embargo, queda un tabú en el ejército de la activa: la filiación a la Masonería. En los ejércitos, los “hijos de la luz” se esconden y se callan “, escribió Jean Guisnel en la introducción de su artículo.

   Y ellos se callan especialmente desde que incluso cuando ellos creen que tienen el beneficio de la comprensión, o de la protección de su autoridad de supervisión, ellos son deliberadamente colocados en la lista negra. Este fue el caso, siempre de acuerdo con Jean Guisnel, cuando el “hermano” Charles Hernu era ministro de Defensa bajo los siete primeros años de François Mitterrand: “Cuando Hernu era ministro él excluyó sistemáticamente a todos los militares masones, llegando a avisar a la Dirección de Protección de la Seguridad y Defensa (DPSD) antigua inteligencia militar, de tener que descartar a los interesados ​​de todos los puestos sensibles. Incluso colocando en el dossier de seguridad del oficial un aviso a sus superiores, no indicando por lo demás su filiación la masonería, sino una graciosidad del tipo pederasta“.(3)

   Estamos muy lejos, en las fuerzas armadas francesas, de la situación que existe entre las tropas británicas y americanas donde hay muy oficialmente tienda activa, incluso en los teatros de operaciones. Es así, cuenta un oficial francés masón, que los hermanos del ejército francés pertenecientes a tiendas “regulares” pudieron frecuentar los trabajos de tiendas estadounidenses durante la intervención francesa en Afganistán. Evidentemente, esa participación ocurría en el mayor secreto y tanto es verdad que en el ejército francés, un hermano, o una hermana, si no está sujeto a penalidades, está al menos sujeto al riesgo de ver su promoción retardada, si no está bloqueada. Lo que, a creer en ello, sucedió con el Presidente de la ADER. “En 2004 fui denunciado como masón por” hechos y documentos “(4). El más preocupante fue que mi filiación fue revelada sobre la base de documentos del Consejo de la Orden del GO. No puedo decir que eso me haya perjudicado, pero ciertamente retrasó mi promoción a la patente de general”.

   Un tal cierre de espíritu maculado por creencias conspiracionistas sólo puede ser explicado por la ignorancia de lo que fueron, desde la creación de la masonería, las relaciones entre los militares y el arte real.

Las tiendas militares, una creación del siglo XVIII.

 Los historiadores coinciden en que la primera tienda militar debidamente autorizada en 1732 era irlandesa. A continuación, se constata en 1743 la existencia de una tienda de la Gran Logia de Escocia en el 55º Regimiento de Infantería de Su Majestad. En cuanto a Francia, la existencia de tiendas dentro de los regimientos de James II Stuart en el exilio en Saint-Germain-en-Laye en la década de 1690, parece tener origen legendario. Si una tienda del regimiento stuartista de Walsh Égalité existió realmente bajo el nombre de Perfecta Igualdad, ésta se menciona solamente a partir de 1752.

   Bajo el Ancien Régime, no había definición oficial de lo que debía ser una tienda militar. Las más numerosas eran aquellas que estaban afectadas al oriente de una determinada unidad. Ellas eran llamadas tiendas “Regimentales” o “itinerantes”. En las columnas se encontraban tanto miembros del regimiento al que la tienda estaba ligada, como miembros de otras unidades. Así, en 1788, en Estrasburgo, la tienda Marechal de Saxe, en el Oriente de Royal-Hesse Darmstadt, contaba sólo a 9 oficiales de ese regimiento entre 31 hermanos; los otros venían de otros regimientos.

   A continuación, existían tiendas que no estaban vinculadas a ninguna unidad militar específica. Este tipo de tienda que reunía oficiales de todas las armas y de todos los cuerpos estaba sobre todo presente en el ejército napoleónico en el desarrollo de campañas.

   Finalmente encontramos tiendas que, sin ser militares en el sentido estricto, reunían un efectivo esencialmente militar. Así, en 1787-1788 la tienda “civil”, la Parfaita Amitié en el Oriente de Carcassonne tenía treinta y seis militares en sesenta y cuatro hermanos, de los cuales veintidós oficiales del regimiento de Cazadores de las Ardenas.

   Esta imprecisión manifiesta en la definición de una tienda militar fue el origen de muchos conflictos entre civiles y militares, pero también entre militares de diferentes regimientos y orígenes. Es por eso que, bajo el Imperio, el Gran Oriente de Francia intentó definir lo que debía ser una tienda militar: “El Oriente constante y determinado de una tienda militar es el lugar donde están las banderas, cornetas o estandarte del cuerpo a favor del cual esa Tienda fue constituida. Las constituciones masónicas deben ser inseparables de la señal constituyente del cuerpo militar“.

  Por lo tanto, la tienda militar era una expresión de unidad, y no de diversidad. El Gran Oriente de Francia “[…] comprendió admirablemente todo el provecho que la Orden podía sacar de la sociedad militar que, más que cualquier otra categoría social, estaba predispuesta por su espíritu de cuerpo, su cohesión, su disciplina al fenómeno asociativo […] Es dentro de su unidad o de su batallón que [los militares] debía hacer el aprendizaje más exacto de las virtudes masónicas: solidaridad, fraternidad, tolerancia, etc., virtudes que la guerra va a llevar, bajo el Imperio, a su último grado de realización.

   Así, el militar podría ser el masón por excelencia, sometido a las pruebas más duras, siempre dispuesto a enfrentarse a dos tipos de enemigos: uno de fuera, el otro de dentro, el combate masónico pretendiendo ser una lucha en el interior de sí mismo y la única una victoria sobre sí mismo […] (5)

   En la víspera de la Revolución, el ejército real tiene un centenar de tiendas. En el caso de las bestias, los monjes, los dragones, los hussardos, los artilleros, la ingeniería, diferentes infranzas, unidades coloniales y, por supuesto, la Marina, donde la Masonería estuvo desde el origen particularmente presente tanto en los arsenales como en buques. En 1788, la tienda La Parfaite Harmonie en el Oriente de Toulon tenía 50 miembros. En la misma época, existían tiendas a bordo de las fragatas “La Cybele”, “La Vestale”, “L’Union”.

   El reclutamiento, por su parte, se hacía casi exclusivamente entre los oficiales de la pequeña nobleza en las tiendas regimentales. Pero en las tiendas militares parisinas, la nobleza de corte y de raza era mayoritaria. En general, las tiendas eran, entonces, la imagen de un reclutamiento militar basado en la segregación social. Los “platós” eran ocupados por oficiales venidos de la aristocracia, mientras que los oficiales subalternos y de patente inferior eran a menudo relegados al nivel de hermanos servidores.

   En los años que precedieron a 1789, se notó la creación de algunas tiendas oficiales de patente modesta, constituidas, más frecuentemente en oposición a las tiendas de patente superior. Fue necesario esperar hasta 1790 y la aparición de comités de soldados para ver sargentos y suboficiales elegidos dignatarios de tiendas. De manera general, se nota que los oficiales en tienda replican las funciones regimentales. Los intendentes son a menudo secretarios, cirujanos hospitalarios, y los músicos y maestros de armonía.

Una sensibilidad al ocultismo

  ¿Y de qué se habla en las tiendas militares? Parece que al final del siglo XVIII, tal vez en reacción al aumento de las luces y del racionalismo, si es particularmente sensible al ocultismo.

   En el Rito Escocés Filosófico, en el Régimen Escocés Rectificado, en la Orden de los Caballeros de la Ciudad Santa, en el Régimen de los Filales o en la Orden de los Elegidos Cohens de Martines de Pasqually, esas doctrinas toman forma en el seno de la nobleza de espada, como en el regimiento Foix donde Louis Claude de Saint-Martin da cuerpo a la doctrina Martinista. Y es otro militar, Alexandre François-Auguste, comte de Grasse, Marqués de Tilly (1765-1845), subteniente en el regimiento del Rey, que introducirá en Francia, en 1802, el Rito Escocés Antiguo y aceptado con su cortejo de leyendas.

   Durante el período revolucionario, la masonería militar es, a imagen de la masonería civil, profundamente desigual. La atracción de los masones militares por las nuevas ideas, a ejemplo de Lafayette, va a chocar con los excesos del terror. Mientras muchos masones oficiales luchar por la patria en peligro en Valmy y en otros lugares, muchas decenas de ellos optar por emigrar para unirse al ejército de los príncipes. Y serán muchos, como Stofflet, Lescure, Charette Autichamp o Scépeaux de Bois Guignot, para luchar contra la República en los ejércitos Vendeanos.

La Masonería, un seguro contra la desgracia

   El advenimiento del imperio creará condiciones favorables a una renovación de la masonería en las fuerzas armadas. Si, con toda probabilidad, Napoleón 1º. no fue masón, su padre, hermanos, parientes, e incluso su esposa Josephine de Beauharnais lo fueron. La proliferación de tiendas militares busca varios objetivos: fortalecer el espíritu de cuerpo, controlar la moral de la tropa, permitir una sociabilidad agradable en las ciudades de guarnición, y sugerir un trato preferente hipotético en el campo de batalla, si es capturado por otros hijos de la viuda.

   El período Consulado-Imperio vio eclosionar en Francia e Inglaterra, donde se constituyeron tiendas de prisioneros franceses, unas 130 tiendas puramente militares. En el inicio del Imperio, encontramos una tienda en un regimiento cada dos. Si oficiales de estado mayor representan cerca de un cuarto de los militares masones, los capitanes, tenientes, subtenentes representan, por sí solos, el 75,7% de los masones en la infantería de línea y casi el 80% en la infantería ligera. Es razonable estimar de 15 a 18% la proporción de masones en la infantería durante el Imperio.

   Es al príncipe José, hermano del emperador, que fue confiado en 1804 al cargo de Gran Maestre del Gran Oriente de Francia. La aristocracia militar imperial está representada por 17 mariscales: Augereau, Bernadotte, Bruné, Jourdan, Kellermann, Lannes, Lefebvre, MacDonald, Massén, Mortier, Murat, Ney, Oudinot, Pérignon, Poniatowski, Sérurier, Soult. La mayoría de ellos tenían altos grados escoceses. Entre 1792 y 1814, cerca de 400 generales franceses y extranjeros en servicio en Francia se iniciaron en la Masonería, es decir, poco más del 14%. Ellos mantuvieron, a veces vínculos con los medios filosóficos. El general Grouchy -que hizo falta en Waterloo contra el hermano prusiano Blücher- era el cuñado de Condorcet.

   Sin embargo, el espíritu que reinaba en las tiendas militares estaba muy lejos de aquel de los filósofos, que aún prevalecía en 1790 en un folleto anónimo, sin duda de inspiración masónica titulado Del militar o el soldado regenerado. “Allí estaba prescrito que después de cada batalla” era necesario por un testimonio solemne celebrar su pesar por haber sido forzado a luchar contra sus hermanos para preservar su vida y su libertad, por eso, vamos a enseñar a los hombres que ellos deberían amar y no destruirse”.(7)

    Los raros casos de confraternización entre adversarios no impidieron a los hombres de luchar ni aún menos alterar el rumbo de batallas. Un subteniente de la Guardia Imperial testigo: “Cuando teníamos que quedarnos mucho tiempo en una guarnición, teníamos dos grandes maneras de vivir la vida feliz. Si hubiera una tienda de masones nos presentábamos allí en masa, o nosotros formábamos una sola para nosotros […]. En muchos regimientos, los oficiales formaban una tienda donde el coronel era el venerable. En Stettin, casi todos los profanos vieron la luz; Franceses y prusianos, éramos los mejores amigos del mundo, excepto por darnos tiros de cañón, tan pronto como la oportunidad se presentaba, lo que no dejó de suceder más tarde“.

   “Bajo el reinado de Bonaparte, ella se convirtió en una sociedad de seguros contra la muerte militar. De los degolladores se asegura la vida; el signo de peligro era una oportunidad de protección en los combates, “se puede escribir a finales del siglo XIX. (8)

  Que la solidaridad masónica haya funcionado en los campos de batalla, aún no ha sido probado. Así como en los mares. Aunque en 1842 el Supremo Consejo de Francia del Rito Escocés Antiguo y Aceptado autorizó a los capitanes de la Marina para enarbolar un pabellón masónico marítimo con el signo masónico de aflicción.

   Se deplora, por otro lado, muchos ejemplos en que las pasiones y el odio superaron la solidaridad entre hermanos. Es lo que ilustra trágicamente el proceso y la condena a la muerte del Mariscal Ney bajo la restauración en diciembre de 1815. Acusado de haber traicionado la monarquía al unirse a Napoleón durante los cien días, aquel que el emperador había apodado “el más bravo de los” bravos “había sido iniciado en 1801 por la Tienda St. Jean de Jerusalén, en el Oriente de Nancy. Juzgado en 1815, tuvo con jueces a los 169 miembros de la Cámara de los Pares. Entre ellos, 36 masones de 49 votaron a favor de la muerte.

Antimilitarismo masónico

   Bajo las dos restauraciones, la masonería militar no deja de declinar hasta que en 1845 el viejo Mariscal Soult envía, en nombre del Gran Oriente, una circular a todos los coroneles de regimientos determinado la prohibición de todo militar ser recibido masón dentro del ejército.

  Este fue el final de las tiendas militares. Y especialmente en el siglo XIX, con la deriva a la izquierda republicanista de la masonería de un lado y de otro a la deriva a la derecha del ejército bajo la influencia católica, un abismo de incomprensión y hostilidad separó la masonería de la institución militar. Y aunque en 1862, Napoleón III intentó una reconciliación muy arriesgada, nombrando al Mariscal Magnan Gran Maestre del Gran Oriente de Francia. Magnan, entonces, ni siquiera era masón y recibió los treinta y tres grados del REAA el mismo día …

  A partir de los años 1880-1890, El Gran Oriente denunció en su congreso los “Generales de Jesuitería” y su voluntad de clericalizar al ejército. Es por eso que un cierto número de resoluciones fue tomado en diferentes conventos, a fin de “depurar” al ejército para hacer de él un instrumento del orden republicano. La obediencia hizo así la confesión del divorcio ocurrido entre la sociedad militar y la obediencia. En el convento del GOdF de 1889 el hermano orador Dazet declaraba: “Queda destruido en el propio ejército, el espíritu de casta. Para eso sólo hay una manera cierta es el poder de la ley, de destruir la propia casta. ¿No es un contraseño, en un ejército nacional y democrático, que al menos la mitad de sus oficiales y la mayoría de sus jefes nunca hayan servido como soldados en las filas?”

   En el convento de 1899, Frédéric Desmons, entonces el Gran Maestre levanta un brindis a los acentos conflictivos: “La república a la que propongo un brindis, en nombre de todos, es en primer lugar una República antimilitarista, una república en la que se ama y estima -se, sin duda, el ejército; pero con dos condiciones, a saber: que el ejército sea nacional y que sea destinado a defender el derecho y la justicia antimilitarista … La República significa, para mí, antimilitarismo, anticlericalismo, socialismo.

1050 La puerta abierta

La Puerta Abierta
La Orden Masónica Mixta Internacional – Le Droit Humain(El Derecho Humano)guarda en su interior un tesoro, un aparentemente sencillo tesoro, pero de una gran trascendencia humana. Es un tesoro que se descubre y se desvela desde el sentimiento, no desde la razón, y es precisamente este aspecto el que le dota de un significado radicalmente emancipador, liberador, para las conciencias de los francmasones. He elegido algunas palabras para intentar trasladarlo al corazón de tod@s los francmasones, para que actúe allí, sabiduría, exigencia, consentimiento.

Y todo empezó con un gesto ritual. En el DH ciertos gestos son esenciales, desde su inicio lo han sido.

El día 14 de febrero de 1882 se oyeron estas palabras en una logia masónica. Nunca antes una mujer las había pronunciado. Solamente por ello representan un antes y después del devenir de la Francmasonería. Son en cierta medida un landmark, pero nunca un landmark que constituya límites, es un landmark más bien abierto, no fronterizo

“… La Puerta que habéis abierto no se cerrará jamás para mí y toda una legión me seguirá. Habéis dado prueba, mis hermanos, de sabiduría y energía. Gracias a vosotros se ha vencido un prejuicio…” 1

Siempre me han fascinado estas palabras, dan en lo más profundo de la condición francmasónica, ellas representan el fundamente de origen del DH, la piedra del ángulo. Son pronunciadas como naciendo de una “falta”, de una limitación que la historia humana permitió, y desde ellas, con una voluntad de ser, en una acción ritual, simbólica, consciente. Representan una intención consciente, con voluntad, hacia un objetivo. Si las meditamos en silencio descubriremos un fondo de rebeldía, una reclamación, una exigencia, y sin duda fueron pronunciadas desde este sentimiento. Siendo precisamente este el Tesoro que guarda en su interior la OMMI Le DH. Las palabras pronunciadas por M. Deraismes el 14 de febrero de 1882

También por primera vez se anunciaba la permanente apertura del occidente, aquel lugar oscuro en el que la mitad de la Humanidad estaba incluida y por ello excluida. Esa clausura que impedía caminar juntos, paradójicamente, como hermanos.

El Discurso presenta sin embargo otros aspectos que conformaban esa misma voluntad exigente, decidida, por participar en cierto Arte y Misterio, porque no se trataba en absoluto de crear una estructura paralela masónica, no, por el contrario se trataba de esa voluntad por una FM completa, plena, una FM que incluyese a toda la Humanidad. Ese era y es el objeto del DH.

¿Por qué observamos con admiración aquel 14 de febrero de 1882?

Porque fue un gesto sabio. La ignorancia es a veces una actitud deliberada. A veces no se quiere ver. “… no se quiere ver porque no se puede ver, porque el lugar que ocupa en el sistema determina, para él tanto como para los otros un modo de acomodación que determina a su vez una forma de desconocimiento…” “… sabio es aquel conoce esta identidad de las razones del sistema y de las razones de su desconocimiento…” “… hay un verdadero saber que sabe y un falso saber que ignora. El falso saber esclaviza, el verdadero saber libera…” 2

Es por ello que M. Deraismes dijo aquello de “… habéis dado prueba hermanos de sabiduría y energía…”

Pero la decisión de quebrar el juramento recibiendo a una mujer en logia ¿Fue un gesto de indisciplina? No, en absoluto. Disciplina, esta es una de las palabras del lenguaje excluyente “…. Una disciplina es siempre algo más que la explotación de un territorio del saber. Es la constitución de ese territorio, por tanto la demostración de una idea del saber. Y una idea del saber quiere decir un reglamento de la relación entre los saberes y las ignorancias… “3

La Francmasonería, era través de la regla emanada de la disciplina, una forma de saber, y sigue siéndolo en gran medida. “… disciplina, es antes de nada la construcción del un territorio… La sociedad bien ordenada en que los cuerpos, tuvieran las percepciones, las sensaciones y los pensamientos que les corresponden…”4

Es por ello mismo que manifestar la voluntad de crear un espacio sin fronteras es también tener la voluntad de crear un espacio de igualdad. ¿Cómo no poder comprenderlo?

Pero ¿Por qué este gesto?

Ya sabemos como la opresión patriarcal es trágica para todos, pero en FM esta opresión hace que se aleje, como imagen, como sentido, de sí misma, de su íntimo significado profundo, su fundamente, la fraternidad humana, la fraternidad en el género humano, dentro de él, entre sus miembros. Por ello un grupo de hermanos, quebrando su juramento, recibieron en logia justa y perfecta, a una mujer, y lo hicieron con “… sabiduría y energía…”. La historia nos descubre y hace ver como esos gestos restituyen y reconstruyen. Toda la ceremonia fue sin duda un landmark de la historia masónica, de nuestra historia. Y con el tiempo, logrado ya ese Consentimiento íntimo veremos esa fecha como un momento clave al Progreso de la Humanidad. Así también recuperamos ese impulso al iniciar nuestros trabajos.

Este es el tesoro con el que nació la OMMI Le Droit Humain. Y es esa voluntad que la misma M. Deraismes proclamó y por la que trabajamos.

“..Permaneced unidos, ayudaros, socorreros. Y no permitáis nunca que se rompa vuestra Cadena de Unión. Que el eslabón que va a romperse no sea causa de debilidad, y soldándole numerosos eslabones nuevos, acrecentad la fuerza de la cadena. No olvidéis que la puerta del templo debe permanecer abierta para nuestros hermanos y nuestras hermanas. La masonería que se ha practicado hasta ahora pertenece al pasado. Vosotras, mis hermanas, practicad la masonería de futuro. Os dejo el templo inacabado , buscad entre sus columnas, El Derecho de la Humanidad …”5

El Desafío del nacimiento del DH constituye ese Derecho de la Humanidad, ese derecho en la Francmasonería, el desafío de un consentimiento entre sus miembros. El Templo estaba y “… está inacabado…” por ello buscamos, afanosamente, El Derecho de la Humanidad.

Pero preguntemos ¿Cuál era el origen de esa “falta”, de prejuicio, del que M. Deraismes nos habla? Y a su vez ¿Cual es ese Derecho de la Humanidad?

Marie Deraismes nos invita a profundizar constantemente en ello, como principio pero también como fin. Más allá del encuentro, en la paradoja de una Francmasonería mutilada y por lo tanto incapaz de trabajar plenamente ¡Al Progreso de la Humanidad!

Pero la pregunta debemos hacerla pensando en esa posición auténticamente conservadora que ha impuesto formas y estructuras de legitimación y otras de clausura. Porque en ese proceso se construyeron y aún hoy en día se construyen narrativas que fortalecen cierta subjetividad impuesta, La “Regularidad” como pretendida marca legítima es una de ella, pero las hay y muchas otras mas….

Consentimiento, o exigencia, ese es y era el dilema. Siempre

“El ideal del consentimiento sólo tiene sentido en la medida en que los términos en cuestión se entreguen a un significado de forma consensuada. Los términos con significados equívocos serían por tanto una amenaza al ideal de consenso… “6

“…la frontera que produce lo decible al excluir ciertas formas de discurso se convierte en una forma de censura… “7

“… lo que está en cuestión… es la distinción entre una suposición de consenso idealizadora… y otra que todavía ha de ser articulada, desafiando las convenciones que gobiernan nuestras imágenes del futuro… “8

Consentimiento es la segunda palabra. Consentimiento, término que induce a suponer un encuentro humano, encuentro gozoso, aplicable y extensible a todos los espejos posibles en que ese encuentro se produce dentro de la Humanidad. En la Francmasonería también debiera haber sido así.

¿Ha existido consentimiento en Francmasonería, entre sus miembros? Yo creo más bien que hablamos de censura en algún caso. Es lo que pretendo con ello imaginar el futuro en el discurso fundacional de M. Deraismes.

La recepción de M. Deraismes significó una ruptura con esa censura, la censura que impedía vivir una FM de plenitud. Esa censura había y sigue clausurando voces humanas, ante el temor de la certeza de un fin próximo. Y es precisamente con el objeto de construir una francmasonería de futuro que nació el DH.

Probablemente, la Francmasonería, apareció en la historia de los hombres con el fin de superar dualidades, reformados versus católicos romanos versus gnósticos… etc… Pero debo añadir inmediatamente, como desde el primer momento, esta palabra emanaba del substrato sociocultural, sustrato androcéntrico, central/europeo. Masculino por tanto

Y por lo tanto un constructor sociocultural determinado, encontrando su explicación última, en la identidad masculina, entendida esta como la Identidad con mayúsculas… Para algunos francmasones, aún hoy en día, representa el soporte de su trabajo “regular”, concepción heteronormativa, como tantas y tantas áreas del encuentro humano, contra los que todos los días elevamos nuestras voces y nuestra alegría, ese gay savoir del corazón, y de los cuerpos y sus sentimientos.

“… el concepto histórico y perfomativo del género tiene una relación tensa con la diferencia sexual… y en este sentido la diferencia sexual forma una parte esencial de cualquier explicación a la que el ser humano puede recurrir sobre su origen… “9 y añado, y a su misterio, el Misterio y el Arte que los “francmasones” guardamos… “Somos los guardianes del sueño….” Dice el ritual cuando nuestros brazos y miradas se cruzan… alegres y satisfechos al final de la jornada concluida.

Pero, se abrió La Puerta, y por ella penetraron Legión

Cuando Marie Deraismes fue recibida en la logia Los Librepensadores, dijo algo cuya importancia va más allá de la ceremonia puntual… “dejo la puerta entreabierta….” Y en ese gesto anunció un futuro “Deshacer el género como poder”… Ese también conforma el Tesoro que subyace en aquel instante. Deshacer el género, oponiéndonos a la reivindicación de una identidad normativa, heteronormativa.

¿Por qué? Porque los seres humanos que se sienten del género del GADU, sienten ese poder de lo masculino como validación del Sistema, que en definitiva se había transformado la FM,

Marie Deraismes intuyó un nuevo paradigma masónico y para ello desplazó hacia Occidente, hacia la Puerta, la responsabilidad de un nuevo futuro… “… la puerta que habéis abierto no se cerrará jamás y toda una legión me seguirá…” Sabía cómo ese nuevo paradigma debería presentar principios éticos y científicos simbólicos nuevos, como corresponderían sin duda a una Francmasonería plena.

El encuentro con lo humano que vive en todos nosotros, con esa Verdad que siempre es un consenso, nos exige desplegar un viaje con la alteridad. Y ese viaje está lleno de mojones, landmarks, pero estos son móviles, los manejamos nosotros mismos para ir marcando el camino y sus señales.

Un 14 de febrero de 1882, una mujer marcó un mojón libre. Nuestra existencia es ese peregrinaje. Y en él redefinimos constantemente, desregulamos.

El Tesoro del DH se llama Consentimiento profundo, se llama Exigencia, se llama Sabiduría.

1055 Contradicciones de Lavagini

Sombras En La Columna Del Norte, Lavagnini.

Cuadro de la logia de Aprendiz

 

    Suele ocurrir que hermanas o hermanos, algunos ya oficiales, hacen referencia a la columna del Norte, donde se sientan los aprendices, como un lugar oscuro y protegido de la Luz que ilumina la logia. Tal vez esto se deba por pensar estos que los Aprendices aún no conocen lo suficiente y deben  ser protegidos del conocimiento y la Luz. Sorprendente. Todo lo contrario. Los Aprendices se sientan en la columna del Norte, mirando al Sur, y abren sus trabajos al Mediodía, en el momento de mayor intensidad del Sol. La logia, como puede verse en el tapiz, tiene tres ventanas abiertas por donde pasa la Luz, una en medio de la columna del Sur iluminando plenamente la columna del Norte. Los Aprendices están sentados y trabajan a pleno Sol, no hay sombras, hay conocimiento y exposición para que perciban y aprendan como se  trabaja el Arte Real de Compañeros y Maestros.

    De donde viene esta perversión que ha hecho creer a gran número de masones y masonas hispanoparlantes que los aprendices trabajan protegidos y ocultos de la Luz y por ende del conocimiento. Yo puedo señalar a alguien que ha hecho mucho daño: Aldo Lavagnini (Mágister). Se dice que Magister no era masón y otros que era solo martinista… tal vez, no lo puedo certificar pero si que su obra pone el trabajo masónico en un plano que lo acerca más a una escuela de misterios ocultistas que a una de librepensamiento y formación filosófica.  Tal vez siendo generosos se puede decir que el traductor del italiano al español no conociese la Masonería. No sé, pero en su libro Manual del Aprendiz, capitulo Filosofía Iniciática, apartado Asientos y lugares parece que nunca estuvo en una logia y dice:

De ambos lados, Norte y Sur, están los asientos, respectivamente, de los Aprendices, de los Compañeros y de los Maestros: los primeros tiene que sentarse en la región menos iluminada por el Sol por ser incapaces de soportar la plena luz del Mediodía, en donde los Compañeros y Maestros, del lado del Occidente y del Oriente, respectivamente, trabajan con provecho, los primeros ayudando a los segundos.

    Según esta descripción los Aprendices trabajan en la penumbra, los Compañeros al Occidente,  los Maestros al Oriente y los Compañeros ayudando a los Maestros. Se puede decir que este párrafo lleno de errores e imprecisiones es el que ha influido en los Maestros que ven la columna del Norte un lugar oscuro y en penumbra; en vez de un lugar orientado al Sur, a pleno Sol, claro y luminoso donde los Aprendices ven, escuchan y aprenden.

 

1072 GOFMU

Gran Oriente de la Franc-Masonería Uruguaya (GOFMU)

LO QUE DICEN ELLOS…

 
– Planteada la inquietud, surgió entonces la necesidad de iniciar ese trabajo masónico que fuera proyectándose simultáneamente hacia la creación de Talleres Masónicos Mixtos – es decir, en perfecta igualdad para hombres y mujeres – y liberal, en el espíritu de la masonería francesa cuyo referente principal era el Gran Oriente de Francia.
 
– Para comenzar ese trabajo se contó con la invalorable ayuda fraternal del Gran Oriente Latinoamericano, potencia masónica creada en en Paris en 1984, con vocación liberal, mixta y con presencia en varios países, tanto del Viejo Mundo como de nuestro Continente, en particular en Argentina, desde donde vinieron los primeros apoyos. El GOLA procedió a regularizar nuestros trabajos, y se creó la primera Logia con aquellas características y aun existente: “Isis, Luz del Sur”.
 
– Los comienzos son siempre difíciles, más aún, cuando varios de los Hermanos y Hermanas de mayor experiencia, por su situación laboral, debieron abandonar nuestro territorio. Pero sobre el terreno fértil pre-existente, la idea prendió, prosperó y se desarrolló.
 
– Vaya desde estas páginas un saludo fraternal y emocionado, y nuestro agradecimiento más profundo a los Hermanos y Hermanas francmasones regularmente iniciados, oriundos de diversas instituciones masónicas, y al Gran Oriente Latinoamericano que con su presencia y orientaciones nos estimularon, fortalecieron y guiaron para que adquiriéramos nuestra propia madurez e identidad.
 
– Con el tiempo se fueron iniciando regularmente de acuerdo a nuestras costumbres tradicionales, muchos Hermanos y Hermanas, y poco a poco se adquirió organicidad e institucionalidad.
 
– En 1994 se creó el Triángulo, luego Logia, “Librepensadores”. En 1997, los Talleres “José Garibaldi” y “Armonía”.
 
(*) El Gran Oriente Latinoamericano (GOLA) nace como Gran Oriente de Chile en el exilio bajo los auspicios del Gran Oriente Francia, el 21 de junio de 1984, y adquiere su denominación actual por decisión unánime en la VII Gran Asamblea, en Concepción, Chile, el 12 de agosto de 1990.
 
LA REALIDAD…
 
  Nunca se ha oído hablar bien de ellos:  Elbio Laxalte Terra, supuesto licenciado y su esposa,  Myriam Tadugno, supuesta escribana (notaria). Se alternan los dos en el cargo de Gran Maestro y Soberano Comendador, últimamente él ostenta este cargo ad vitam. Las obediencias más importantes del país: Gran Logia de la Masonería del Uruguay, Gran Logia Femenina del Uruguay, Logia Silver River de la GLUI y el GOLA, no los reconocen como hermanos. Cuando algún miembro de los muchos que se retiran del GOFMU y pretenden entrar a otras, deben iniciarse de nuevo como aprendices.
 
   Su Orden nació hace ya varios años de un triángulo (Garibaldi) que habían formado en el GOLA, fuera de Montevideo y creció (creándose después la R.·. L.·. Librepensadores, nº 1, fundada el 20 de septiembre de 1994), no para servir a su Obediencia madre, sino que formaron una obediencia aparte.  En el año 2010 firmaron un tratado de amistad, inexplicablemente, con el Gran Oriente de Francia.
 
   Por lo visto, la gente entra por una puerta como aprendices y en su mayoría salen por la otra… Hay muchas anécdotas muy personales y negativas.
 
   Tienen una forma peculiar y poco masónica de actuar: intentando trata de vincularse a los políticos y les gusta  hacer publicitarios actos públicos. Hace algún tiempo que no se oye mucho hablar de ellos.
 
   En definitiva, nunca  se escuchó a nadie hablar bien de esta Obediencia ni de sus promotores.

1071 CLIPSAS

CLIPSAS

 
Centre de Liaison et d’Information des Puissances maçonniques Signataires de l’Appel de Strasbourg 
 
     El Centro de Enlace de información de las Potencias  Masónicas, que fueron, o son las firmantes, del llamamiento de Estrasburgo que se celebró en 22 de enero de 1961 a iniciativa del Gran Oriente de Francia (GOdF).
 
     En esa primera convención decían lo siguiente: Reunidas en Atenas, las Obediencias masónicas agrupadas en CLIPSAS hemos realizado un esfuerzo de análisis y reflexión sobre el valor del Llamamiento de Estrasburgo de 1961, sobre su vigencia presente y futura, y hemos llegado a las siguientes CONCLUSIONES:
1ª La masonería especulativa moderna nació en 1723 en torno a las Constituciones de Anderson con el propósito de ser como un verdadero “Centro de la Unión” entre personas que de no ser por la Masonería nunca se hubieran conocido. Las Constituciones de Anderson de 1723 invitaron a muchos seres humanos a una nueva forma de sociabilidad, a personas que se hallaban divididas por causa de sus diferentes concepciones religiosas y filosóficas, pero que sin embargo compartían, sin llegar a saberlo, un ideal constructivo de la vida humana y a partir de ese ideal logró desarrollar un método para construir una nueva forma de fraternidad.

2ª.- El Llamamiento de Estrasburgo de 1961 es (…) un documento del mismo rango que las Constituciones de Anderson y pretende aplicar a la masonería el mismo principio que las Constituciones aplicaron a la sociedad de su época: crear un centro de la unión entre Masonerías y entre Masones que de no ser por el Llamamiento nunca hubieran llegado a conocerse para unir lo que está disperso.

3ª.- El Llamamiento de Estrasburgo se basa en el principio de Absoluta Libertad de Conciencia. Ese principio aplicado a la masonería significa que cada masón, cada logia y cada Obediencia tienen plena libertad para interpretar individual y colectivamente la tradición y el método masónico, ya sea conforme a un principio espiritualista, ya sea conforme a un principio racionalista, ya sea como una sociedad iniciática (…) masculina, femenina o mixta.
La Libertad de conciencia propugnada por el Llamamiento de Estrasburgo se funda en el respeto a la libertad de cada Obediencia de trabajar el ritual masónico según sus propias luces, a partir de ciertos elementos comunes irrenunciables.

4ª- El Llamamiento de Estrasburgo establece una definición comprehensiva de la Logia justa y perfecta, que permite una referencia común para todas aquellas Obediencias signatarias y que garantiza la identidad de lo que de común tienen las diferentes tradiciones que confluyen en la masonería especulativa .
 
5ª.- El Llamamiento de Estrasburgo y la Unión de Estrasburgo dieron a luz CLIPSAS como una estructura de enlace cuya única finalidad es servir de instrumento de información y comunicación entre las Obediencias masónicas.
(…) Las nuevas tecnologías de la comunicación auguran una eficacia para CLIPSAS mucho mayor que la que ha tenido en el pasado.(…)

6ª.- EL CLIPSAS (…) es (…)compatible y (…) complementario con el establecimiento de toda clase de relaciones bilaterales entre las Obediencias así como lo es también con otros foros masónicos con los que está dispuesto a colaborar.

7ª.- En el umbral del nuevo siglo XXI nos reconocemos en el valor de CLIPSAS como instrumento al servicio de la Masonería y del Llamamiento de Estrasburgo como renovación de la tradición moral y espiritual que animó las Constituciones de Anderson.
Esta organización que empezó con la firma de 6 potencias masónicas firmantes, hoy reúne 104 potencias Masónicas que forman la gran familia de CLIPSAS
 

Miembros

  1. Gran Oriente de Francia – Fundador
  2. Gran Oriente de Belgica – Fundador
  3. Gran Logia de Italia ALAM – Fundador
  4. Gran Oriente de Suiza – Fundador
  5. Gran Oriente de Austria – Fundador
  6. Gran Oriente de Luxembourgo – Fundador
  7. Serenísima Gran Logia de Lengua Española – Fundadora
  8. Gran Logia de Dinamarca 25/09/1970
  9. Gran Logia Mixta de Puerto Rico 08/02/1976
  10. Gran Logia George Washington Union 02/02/1979
  11. Gran Logia del Rito Malayo 13/03/1981
  12. Omega Grand Lodge of the State of New York 12/03/1982
  13. Gran Logia Unida de Camerún 12/03/1982
  14. Federación Francesa de la Orden Mixta Internacional “El Derecho Humano” 11/03/1983
  15. Bandera de España Gran Logia Simbólica Española 11/03/1983
  16. Gran Oriente del Congo 09/03/1984
  17. Gran Logia Mixta de Francia 09/03/1984 / Back in May 2013
  18. Gran Logia Femenina de Belgica 09/03/1984
  19. Gran Logia Mixta de Paises Bajos 08/03/1985
  20. Gran Logia Mixta Universal 21/04/1984 / Back in May 2013
  21. Gran Oriente Lusitano 08/03/1985
  22. Gran Logia Haitiana de Saint-Jean des Or\d’Outre Mer 08/05/1985
  23. Gran Logia de Haití 15/05/1987
  24. HUMANITAS- Freimaurergrossloge für Frauen und Männer in Deutschland 15/05/1987
  25. Gran Oriente Latino Americano 15/05/1987
  26. Grand Bénin de la République du Bénin 13/05/1988
  27. Großloge Humanitas Austria 28/04/1989
  28. Grands Orient & Loge Associés du Congo 28/04/1989
  29. Grande Loge Libérale de Turquie 28/04/1989
  30. Gran Logia Mixta de Chile 10/05/1991
  31. Grande Loge Française de Memphis-Misraïm 10/05/1991
  32. Grande Loge Féminine de Memphis-Misraïm 29/05/1992
  33. Grande Eburnie 29/05/1992
  34. Grande Loge Féminine de Turquie 21/05/1993
  35. Gran Logia Femenina de Chile 12/05/1994
  36. Gran Loggia Massonica Femminile d’Italia 26/05/1995
  37. Grande Loja Unida do Paraná 26/05/1995
  38. Séréníssime Grand Orient de Grèce 17/05/1996
  39. Grande Loge de la Caraïbe 17/05/1997
  40. Grande Loge Nationale du Canada 17/05/1997
  41. Grande Oriente Nacional “Gloria do Ocidente” do Brasil 23/05/1998
  42. Gran Logia del Norte de Colombia 15/04/2000
  43. Grande Loja Maçônica Mista do Brasil 26/05/2001
  44. Ordre Maçonnique International DELPHI 26/05/2001
  45. Grande Loge Centrale du Liban 11/05/2002
  46. Grand Orient Mixte de Grèce 11/05/2002
  47. Grande Loja Unida de Pernambuco 11/05/2002
  48. Grande Loge Mixte de Memphis-Misraïm 31/05/2003
  49. Gran Logia Central de Colombia 31/05/2003
  50. Grande Loge de Cèdres 31/05/2003
  51. Grande Loge Symbolique Masculine d’Afrique 31/05/2003
  52. Grand Rite Malagasy Féminin 31/05/2003
  53. Gran Logia Femenina de Argentina 22/05/2004
  54. Gran Oriente de Chile 22/05/2004
  55. Grande Loja Arquitetos de Aquário – GLADA 14/05/2005
  56. Grande Loge Bet-El 14/05/2005
  57. Grande Loge Féminine de Roumanie 13/05/2006
  58. Gran Logia Benjamim Herrera 13/05/2006
  59. Grande Loge Indépendante et Souveraine des Rites Unis 24/05/2008
  60. Gran Oriente de la Franc-masonería del Uruguay 24/05/2008
  61. Grande Loge du Maroc 24/05/2008
  62. Gran Logia Constitucional del Perú 23/05/2009
  63. Gran Oriente Federal de la República Argentina 23/05/2009
  64. Gran Oriente de El Salvador 23/05/2009
  65. Gran Logia Hiram Habif 23/05/2009
  66. Gran Oriente de Roumanie 23/05/2009
  67. Gran Loge Nationale Unie de Roumanie 23/05/2009
  68. Federación Colombiana de Logias Masónicas 22/05/2010
  69. Grande Loja Feminina do Brasil 22/05/2010
  70. Grand Loge de Belgique 21/05/2011
  71. Gran Orient de Catalunya 21/05/2011
  72. Gran Logia Soberana de Libres y Aceptados Masones de Venezuela 21/05/2011
  73. Gran Logia Oriental del Perú 21/05/2011
  74. Grande Loge Unie Du Liban 21/05/2011
  75. Lithos – Fédéracion de Loges – Belgique 21/05/2011
  76. Grand Loge Libérale d´Autriche 21/05/2011
  77. Grande Oriente Ibérico 19/05/2012
  78. Gran Oriente Ecuatoriano Nueva Era 11/05/2013
  79. Grande Lodge Mixte Souveraine de France 31/05/2014
  80. Grande Lodge Travaillant au Rite Ecossais Primitif 31/05/2014
  81. Universal Grand Lodge of Bulgaria 31/05/2014
  82. Grande Lodge des Cultures et de la Spiritualité 31/05/2014
  83. Ordre Initiatique et Traditionnel de l’Art Royal 31/05/2014
  84. Grande Loja Simbólica de Portugal 30/05/2015
  85. Grande Loge Féminine du Maroc 30/05/2015
  86. The South Carolina Grand Lodge of Ancient Free and Accepted Masons 30/05/2015
  87. Grande Oriente de México 30/05/2015
  88. Grande Loge Mixte Nationale 30/05/2015
  89. Grand Orient of Peoples of Russia 30/05/2015
  90. Grande Loge ANI du Canada 28/05/2016
  91. Grande Loge Traditionnelle et Symbolique d’Afrique 28/05/2016
  92. Grand Orient Maçonnique du Brésil 28/05/2016
  93. Fédération Ouest Africaine du Droit Humain 28/05/2016
  94. Gran Logia Universal de Habla Hispana en los Estados Unidos de América 28/05/2016
  95. Grande Loge Mixte du Liban 28/05/2016
  96. Grand Orient de Slovénie 28/05/2016
  97. United Gr Lodge Sta Catarina 27/05/2017
  98. Gran Oriente Masónico Pan-americano, Brazil 27/05/2017
  99. Gran Oriente de Canaan, Líbano 27/05/2017
  100. Gran Oriente del Congo con sede en Brazzaville 27/05/2017
  101. Gran Logia Nacional de Croacia 27/05/2017
  102. Gran Oriente de Tailandia 27/05/2017
  103. The Most Worshipful NY Gand Lodge 27/05/2017

104.  …


       Maestro Masón

 

1080 La caverna de Platón

La alegoría de la caverna de Platón

     El mito de la caverna, también llamado alegoría de la caverna, es una explicación metafórica, ideada por el filósofo griego Platón, sobre la situación del ser humano ante el conocimiento:

En la narración del mito, Platón nos presenta a varios hombres prisioneros en una caverna. Al estar atados por el cuello, no pueden girar su cabeza y solo alcanzan a ver el fondo de la estancia. Detrás de ellos hay una hoguera que ilumina la cueva, y un pasillo por el que circulan hombres con todo tipo de objetos. Las sombras de estos últimos se proyectan en el fondo de la caverna, y esto es lo que ven los encadenados: proyecciones que confunden con la realidad.

El mito de la caverna da un giro cuando uno de los prisioneros es liberado, sale de su ‘prisión’ y comprueba que la realidad es otra (este sería el filosofo), con un mundo de ideas que se “proyectan” lo que nosotros llamaríamos lagos, árboles, animales, todas las cosas…

Este mundo representaría el mundo de las ideas de Platón, donde están las ideas esenciales de cada cosa en el mundo, donde también están las ideas matemáticas, luego ideas mas puras como la de belleza, justicia, etc; la mas pura de todas que es la idea de “BIEN”, representada en el mito como el Sol, es una idea tan pura que con solo contemplarla nos quema los ojos.

Feliz con su averiguación, el prisionero liberado vuelve con sus antiguos compañeros para relatarlos que fuera de la caverna se encuentra la realidad, y que lo que ven no son sino sombras. ¿Cuál es la reacción de quiénes aún permanecen en la caverna? Se ríen del liberado. Piensan que la luz le ha cegado, que por eso dice tales cosas. Para demostrar lo contrario, el citado hombre libre trata de quitar las cadenas al resto, pero estos se niegan y amenazan con matarlo.

El mito de la caverna de Platón pretende afirmar que muchos vivimos cómodos en el engaño, cuando hay una realidad ahí afuera esperándonos…

1053 Quiénes son los masones

Quiénes son los masones y por qué están rodeados de secretismo y polémica
La leyenda negra de los masones volvió a ocupar titulares de prensa recientemente en Reino Unido.
El diario The Guardian informó a principios de este mes de febrero de la existencia de dos logias (las asociaciones en la que se agrupan los masones) que operan en secreto en el Parlamento de Westminster y que están integradas por políticos y periodistas.
Además, el hasta ahora presidente de la principal asociación sindical de las policías de Inglaterra y Gales denunció que los círculos masones dentro del cuerpo están bloqueando reformas que ayudarían a corregir las desigualdades que todavía sufren en las mujeres, los negros y otras minorías.
Estas noticias reabrieron el viejo debate sobre la supuesta influencia entre las élites dirigentes de la masonería, de la que en su día llegó a formar parte el ex primer ministro británico Winston Churchill.
Y si bien originariamente se constituyó como una sociedad secreta, ahora opta por defenderse públicamente de las acusaciones.
La Gran Logia Unida de Inglaterra publicó anuncios a página completa en varios periódicos británicos pidiendo el fin de la “discriminación” que sufren sus miembros, quienes se quejan de la representación “tergiversada” que se ofrece de ellos.
David Staples, líder de los masones de Inglaterra y Gales, negó las informaciones de The Guardian y dijo que ninguno de sus miembros era parlamentario o periodista político.
“No somos una sociedad secreta”, le dijo a la BBC, a la vez que calificó de “ridícula” la noticia sobre el supuesto bloqueo a reformas por parte de masones dentro de la policía.
Ceremonias secretas
De hecho, Staples anunció que la masonería inglesa llevaría a cabo una serie de jornadas de puertas abiertas para responder las preguntas de la población sobre la naturaleza y funcionamiento de esta organización.
De este modo quieren combatir el hermetismo con el que tradicionalmente se ha asociado a los masones.
Peter, un joven masón de Londres, le dijo a The Guardian: “Mis compañeros de trabajo saben que soy miembro de una logia y nunca me he encontrado con ningún hermano masón que se niegue a dar a conocer su membresía o esconda lo que hacemos”.
Cada logia se reúne cuatro veces al año oficialmente en las ceremonias de acogida a los nuevos masones, que pueden tener una hora de duración.
Lo que ocurre en ellas ha sido siempre un secreto bien guardado.
Ilustración de 1851 de una recunión masónica.: La Gran Logia Unida de Inglaterra nació en el siglo XVI.© Getty Images La Gran Logia Unida de Inglaterra nació en el siglo XVI.
“La mejor manera de explicarlo es como si fuera una obra de teatro en la que todo el mundo tiene un papel”, le dijo a la BBC una componente de la masonería inglesa que prefirió que no se revelara su identidad.
El venerable maestro, uno de los más altos grados en las logias, es el actor principal y lleva la voz cantante.
En la ceremonia, los nuevos masones deben responder a una serie de preguntas.
Lo que se dice en la reunión nunca se transcribe. Otro masón entrevistado por la BBC aseguró que “no hay trampa ni nada raro” en ello.
Mientras que a los miembros se les disuade de hablar de política o religión, la creencia en un poder superior ha sido, históricamente, un requisito para unirse.
Datos sobre los masones
– Se estima que hay unos seis millones de masones en todo el mundo
– Se reúnen en un templo al que llaman logia, ya que es donde los antiguos canteros se encontraban mientras trabajaban en una iglesia o catedral
 -Usan delantales o mandiles masónicos, que se remontan a la teoría de que la masonería evolucionó a partir de los canteros que los usaban para protegerse durante el corte de las piedras
– El “tercer grado” es la etapa final antes de convertirse en masón de pleno derecho. La ceremonia implica un exhaustivo interrogatorio, que es de donde procede la expresión “someter a alguien al tercer grado”
Algunos masones reconocidos fueron el ex primer ministro británico Winston Churchill o los escritores Arthur Conan Doyle, Rudyard Kipling y Oscar Wilde
Separación por sexos
La masonería segrega a hombres y mujeres en distintas logias.
La primera logia femenina en Inglaterra se creó en 1908. Su primer venerable maestro fue un varón. Después, el 100% de sus componentes fueron mujeres y se vetó la participación de ellos.
La masona británica entrevistada por la BBC aseguró que las actividades realizadas por hombres y mujeres son las mismas.
“Hacemos los mismos rituales, las mismas ceremonias, pero estamos completamente separados de ellos”, dijo tras más de 21 años como parte de la asociación, lo que la convierte en uno de los miembros femeninos más veteranos de las logias de Inglaterra.
Pero la separación por sexos sigue teniendo detractores, también entre los propios masones.
Masones en una procesión: Los masones usan delantales que se remontan a la época en que los canteros los usaban para protegerse durante el corte de las piedras.© PA Los masones usan delantales que se remontan a la época en que los canteros los usaban para protegerse durante el corte de las piedras.
El londinense Peter desea que “la Gran Logia se modernice completamente algún día y permita que ambos sexos se mezclen”.
“Será magnífico para la organización y un día que yo estoy esperando”.
Otro masón que también prefirió no identificarse afirmó que “la masonería está impregnada de tradiciones y sus rituales son peculiares, pero no más que los de la Iglesia católica”.
¿Lealtad o nepotismo?
Preguntados por el motivo que les impulsó a ingresar en la hermandad y pertenecer como miembros, la mayoría de entrevistados coincidieron en varios puntos.
Por una parte apuntaron a la vertiente social del grupo, afirmando que los 33 millones de libras (unos US$46 millones) recaudados por las 180 logias inglesas para proyectos de beneficencia en 2017 convierten a la masonería en uno de los mayores donantes de Reino Unido.
Por otro lado, destacaron la lealtad y sentimiento de pertenencia a un grupo cerrado.
“Me gusta confiar en las personas, soy muy leal, ese tipo de cosas [ser parte de una comunidad] me atrajeron. De eso se trata”, dijo uno de ellos.
Ceremonia de inauguración de un monumento en Londres en honor a los masones condecorados con la Cruz Victoria durante la Primera Guerra Mundial.: El año pasado se inauguró un monumento en Londres en honor a los masones condecorados con la Cruz Victoria durante la Primera Guerra Mundial.© Getty Images El año pasado se inauguró un monumento en Londres en honor a los masones condecorados con la Cruz Victoria durante la Primera Guerra Mundial.
“A lo largo de los años, construyes relaciones, acabamos haciéndonos amigos” que derivan en la formación “de una red”.
Aunque matizó: “Uso esa expresión con cuidado porque esa red no está para ser utilizada en tu beneficio personal”.
De hecho, una de las características que se suelen atribuir a los masones es la de que se valen de su posición en la sociedad para favorecer a otros hermanos y a la organización, a menudo en perjuicio de la población general. Los masones califican esta creencia de “mito absoluto”.
“Creo que en el pasado probablemente haya habido casos (de nepotismo) pero nunca he conocido un solo caso entre las masonas”, dijo la mujer entrevistada por la BBC.
Intromisión en la vida pública
En diferentes momentos de la historia, la masonería ha sido acusada de conspirar y participar subrepticiamente en la política.
En la época en la que gobernó en España, el general Francisco Franco solía referirse a “la conspiración judeomasónica” y consideraba a la masonería como uno de los grandes enemigos de España
Parlamento de Londres.: La Masonería británica negó las informaciones que afirman que dos logias operan en el Parlamento de Westminster.© Getty Images La Masonería británica negó las informaciones que afirman que dos logias operan en el Parlamento de Westminster.
El jefe de la Gran Logia inglesa subrayó que una investigación llevada a cabo por un comité especial de la Cámara de los Comunes concluyó que no había “nada siniestro” en la actividad de la masonería británica.
El informe de este comité, sin embargo, recomendó que a los masones con responsabilidad en la policía, alcaldías y otras instituciones públicas se les requiriera declarar su pertenencia a la hermandad.
Steve White, quien acaba de dimitir como presidente de Federación de policía y que denunció el supuesto entorpecimiento de los masones a las reformas internas en el cuerpo, aseguró que “cuando se convierte en un problema es cuando afecta a su trabajo”.
Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.
La masonería en España
La Gran Logia de España (masonería regular) tiene más de 3.000 afiliados en España, muy lejos de las cifras que se manejan en los países en los que nunca fueron perseguidos (en EEUU aún hay más de un millón de masones) pero casi el doble que hace 25 años. Las otras ramas (masonería irregular o liberal) no suma entre todas esas cifras.
FUENTE:  www.msn.com

1058 Los Originales

LOS ORIGINALES

Por:  Q.·. H.·. Alberto Moreno Moreno

“Adán y Eva, Caín y Abel”, por Lorenzo De Ferrari.

En esta entrada vamos a ver un tema fundamental para entender cómo se configuran los grados masónicos: los Originales. El elemento central en torno al cual se construye cada grado masónico suele ser un relato mítico o una leyenda donde se plasma el contenido del grado. La mayor parte de las veces este relato está extraído de la Biblia, o es readaptado a partir de la misma. Los hermanos que gestaron los rituales en Gran Bretaña eran protestantes, o miembros de una Iglesia Anglicana que cada vez se impregnaba más del protestantismo, lo que significaba que desde niños estaban acostumbrados a leer la Biblia y estaban mucho más familiarizados con el Antiguo Testamento que lo que es habitual entre los católicos romanos. Por ello, los temas elegidos para construir los grados masónicos no iban a ser elegidos según el libre albedrío de sus redactores, sino que iban a seguir los usos catequéticos de la Reforma inglesa. Los catecismos protestantes empleaban como medio de estudio una serie de ternas que resultarán familiares a cualquier masón, y que en lengua inglesa se denominan Originales:

Adán, Caín y Abel

Set, Lamech y Tubal

Noé, Sem y Jafet

Abraham, Isaac y Jacob

Moisés, Oholiab y Besalel

Salomón, Hiram Rey de Tiro e Hiram Abiff

Josías, Hilcías y Safán

Zorobabel, Ageo y Josué

José, María y Jesús

Pedro, Santiago y Juan

Pilatos, Caifás y Cristo

Donde mejor se nota esta sucesión de los Originales es en el Arco Real. El sistema del Arco Real estaba concebido originalmente como un ritual autónomo de Masonería, una ceremonia que debía representar todos los Originales, desde Adán hasta Zorobabel. Pero por suerte o por desgracia, la historia del Arco Real es en realidad la historia de cómo este extenso ritual ha ido resumiéndose y abreviándose. El Arco Real originalmente representaba la totalidad de la Historia Sagrada desde el Original de Adán, Caín y Abel, pasando por la leyenda de Enoc, hasta el Original formado Zorobabel, Ageo y Josué. Pero en Irlanda, muy probablemente por economía ritual, alguien tuvo una idea que para cualquier conocedor del Antiguo Testamento resultaba obvia: ¿por qué comenzamos el ritual con Adán cuando podemos abreviar comenzando por ese gran punto y aparte de la historia bíblica que es el Diluvio Universal? De este modo empezó a desecharse la parte anterior al Diluvio y se comenzó a trabajar a partir del Original de Noé, Sem y Jafet. Esto explica por qué en la Masonería irlandesa y estadounidense no queda rastro de la leyenda enoquita, mientras que la noaquita y el Arco Iris cobran gran protagonismo. Hoy en día, en Irlanda y Estados Unidos, la figura de Noé no solo forma parte del ritual del Arco Real, sino que en los brindis por las Tres Grandes Logias Originales, los norteamericanos los siguen haciendo por las Tres Arcas Originales. Por el contrario, en el Arco Real inglés se ignora la figura de Noé, mientras sí se presta atención a la de Besalel.

Estos Originales pueden considerarse en propiedad como los módulos de construcción del ritual masónico. Si vamos repasando los Originales uno por uno nos encontramos con lo siguiente:

La terna formada por Salomón, Hiram Rey de Tiro e Hiram Abiff es la que articula el grado de Maestro Masón, así como otros grados que continúan dicha leyenda, como es el caso de 5º Maestro Secreto o 6º Secretario Íntimo.

Noé, Sem y Jafet protagonizan el grado de Nautas del Arca Real e igualmente el grado 21º Patriarca Noaquita, del R.E.A.A.

Josías, Hilcías y Safán son la terna protagonista del Arco Real irlandés. Es muy llamativo el Arco Real irlandés porque, mientras que en todo el mundo se trabaja con Zorobabel, Ageo y Josué y la reconstrucción del Segundo Templo, en Irlanda se trabaja con Josías, Hilcías y Safán y la reparación del Primer Templo.

La Ceremonia de los Velos, que no se practica en España ni en Inglaterra pero sí en Irlanda, Escocia y Estados Unidos, es una síntesis dramatizada de los Originales que se extienden desde el Tabernáculo del desierto (Moisés, Oholiab y Besalel) al Segundo Templo (Zorobabel, Ageo y Josué); aunque si prestamos atención a los rituales estadounidenses, apreciaremos que posiblemente se remontaban hasta el Original del Arca de Noé (Noé, Sem y Jafet). Es muy curioso que, en los brindis preceptivos que se realizan por las Tres Grandes Logias Originales en todo ágape del Arco Real, los norteamericanos brinden todavía por las Tres Arcas Originales.

La totalidad de Originales, desde Adán, Caín y Abel hasta Salomón, Hiram Rey de Tiro e Hiram Abiff, se van sucediendo en el Arco Real escocés original, o grado 13º Real Arco de Enoc, del Rito Escocés Antiguo y Aceptado. Seguramente este grado constituya el rastro histórico más antiguo de lo que fue la catedral simbólica más monumental de toda la Masonería.

 

 

Zorobabel, Ageo y Josué

Depués del Original formado por Salomón, Hiram Rey de Tiro e Hiram Abiff, el más importante es sin duda el de Zorobabel, Ageo y Josué. Esta terna es la que articula el Arco Real inglés, el grado de Maestro Escocés, y los grados 15º Caballero de Oriente y 16º Príncipe de Jerusalén, del Rito Escocés Antiguo y Aceptado. La reconstrucción del Segundo Templo va a ser la leyenda bíblica que se emplee en la Masonería para plasmar ritualmente el descubrimiento del Sagrado Nombre y con ello la culminación de la Masonería (con la excepción de Irlanda, donde se emplea el Original formado por Josías, Hicías y Safán).

 

Detalle de “La Transfiguración”, de Rafael Sanzio. Pedro, Santiago y Juan aparecen en el suelo.

Si nos fijamos hay tres Originales que provienen del Nuevo Testamento:

José, María y Jesús

Pedro, Santiago y Juan

Pilatos, Caifás y Cristo

Es muy raro que aparezcan en el ritual masónico referencias a la Sagrada Familia (tan solo alguna en el ritual de la Real Orden de Escocia), del mismo modo que no hay referencias a Caifás y, rebuscando mucho, alguna mención a Pilatos. Sin embargo, el Original formado por Pedro, Santiago y Juan sí tiene un protagonismo muy marcado en nuestros usos masónicos actuales, dado que es con estos personajes con quienes se crea el Toque masónico, el cual procede del ritual de la Palabra de Masón practicado por masones calvinistas.

Hasta la aparición del calvinismo con John Knox a finales del siglo XVI, los masones habían trabajado con un ritual de corte católico romano primero, y católico anglicano después, denominado “Rito de los Antiguos Deberes”. Pero con la aparición del calvinismo los masones calvinistas consideraron que había usos de los Antiguos Deberes que entraban en conflicto con las prescripciones calvinistas (juramentos sobre la Biblia y no sobre el documento de Antiguos Deberes, rechazo de los grandes templos, prohibición de realizar representaciones gráficas, etc.), por lo que se creó un nuevo ritual denominado la Palabra de Masón, con toda probabilidad creado por masones presbiterianos de la Logia de Kilwinning, transmitiéndolo después a otras logias como Perth o Canongate una vez que los segundos Estatutos Schaw de 1599 le autorizaron a federar otras logias en calidad de Segunda Logia de Escocia. El núcleo del Rito de la Palabra de Masón consistía inicialmente en la transmisión de un Toque y de dos palabras de reconocimiento, que son los de las columnas Jakin y Boaz. El empleo de estos elementos como modo de reconocimiento tiene su origen en Gálatas 2, 9, donde se reconoce a Pablo la Gracia pese a no haber conocido personalmente a Jesús:

(…) y reconociendo la gracia que me había sido dada, Santiago, Pedro y Juan, que eran considerados como columnas, nos dieron a mí y a Bernabé la diestra en señal de compañerismo, para que nosotros fuésemos a los gentiles, y ellos a la circuncisión.

Como decimos, este elemento ritual adquiere sentido teniendo en cuenta la Reforma de John Knox (1514 – 1572) y la implantación del calvinismo en Escocia. La Iglesia Anglicana, pese a su carácter filoprotestante, sí había contado con obispos en sus filas en el momento de separarse de Roma, por lo que la transmisión de la gracia y el orden sacerdotal quedaba garantizada. Sin embargo los calvinistas se encontraban con el problema de que no contaban con obispos; de hecho, no es que no hubiese habido ningún obispo católico escocés que se adhiriese a la reforma de John Knox, sino que la propia estructura de la incipiente Iglesia de Escocia (denominada The Kirke) rechazaba la estructura episcopal en aras de un gobierno de presbíteros elegidos por la comunidad, el cual se estructuraría en presbiterios y sínodos, y únicamente reconocía dos sacramentos: el Bautismo y la Santa Cena. Por ellos los calvinistas tenían sumo interés por demostrar que la gracia no precisaba de la continuidad del Orden Sacerdotal, y el mejor ejemplo posible para demostrar esto era Pablo de Tarso, apóstol a quien, pese a no haber visto y escuchado personalmente a Jesús, la gracia le había sido dada. Esto significaba que, al igual que Pablo no hubo de recibir la gracia de manera directa, tampoco los reformadores (Lutero, Calvino, Knox, etc.) necesitaban de la Iglesia Católica, que se dice heredera de los Apóstoles. En lengua hebrea la mano derecha (yamin), significa la verdad (‘amin), y el hecho de dar la mano derecha significaba que se manifestaba la verdad (y por consiguiente, se estaba en comunión).

Tal es, muy probablemente, el origen del Toque masónico, gestado en el seno del Original formado por Pedro, Santiago y Juan.